ManoBook > Romances > YUANFEN

   Capítulo 5 FIESTA.

YUANFEN Por Anva_rs Palabras: 13990

Actualizado: 2021-02-21 06:24


------Andrea-------

-Wow es mi canción, amo esa canción. -le digo a Casy emocionada mientras bailamos entre la gente.

-¡¡Pues vamos a bailarla!!.-grita Casy jalándome para que subamos a la mesa.

-¡No puede ser! amo esta cosa. -exclamo alzando la botella de cerveza en mi mano.

En este estado parece que amo todo, literalmente todo.

Todas las personas de la fiesta se acercan a vernos bailar.

Muevo mis caderas junto con Casy de lado a lado, paso las manos por mi cabello.

Si hay algo de lo que estoy orgullosa, es que soy buena bailando.

- ¿Quién quiere bailar con nosotras ?.-pregunto a todos bromeando mientras nos sacamos lentamente los sacos, la gente grita divertida y no les hago caso, mi prioridad era bailar y olvidar.

-Ven, vamos.- le susurro a Casy en el oído, la jalo para que se baje antes de que se quede en ropa interior sobre una mesa y con muchas personas borrachas viéndola.

Aún si estaba drogada mi conciencia no se iba por completo.

< ¿Crees eso?. >

< Eres la prueba.>

Subo al segundo piso de la casa con Casy y besamos a unos gemelos que hablaban entre ellos, ellos quisieron tener sexo sobre una pared pero no los dejamos, como pensé antes, aún teníamos conciencia, al menos yo, Casy estaba al menos dos veces más mareada que yo y teníamos que buscar a Neithan o a alguien, mi cabeza me dolía y mi labial estaba corrido gracias a los chicos que bese hoy, fueron alrededor de 6 o 9, realmente no lo sé.

-Oye tú. -señalo a un chico que pasaba por el pasillo -¿Conoces a Neithan? ¿Dónde está él? -pregunto.

-Si lo he visto, sígueme. -su tono y como nos mira hacen que desconfíe, pero ya que, es eso o seguir buscando en la nada ¿por qué esta casa es tan grande? la mía no se compara.

De repente ya estaba en una cama y Casy estaba en la misma cama solo que junto a mí, no sé porque no nos movimos de la cama, solo estábamos acostadas viendo el techo y el chico que se suponía nos llevaría donde Neithan, salió de la habitación ¿Traerá a Neithan aquí? Eso es mucho mejor.

Escucho la perilla girar y veo la puerta abrirse, entran dos chicos que jamás había visto, no...espera...¡los he visto! son los gemelos...bien, quizás solo sea uno y yo veo a dos por las drogas.

Les sonrío desde la cama y miro a Casy, ella estaba dormida, los gemelos se suben en nosotras y nos besan, sacan la ropa que nos quedaba hasta dejarnos en ropa interior, no pongo resistencia y Casy sigue dormida, no podía pedir ayuda, las palabras no salían de mi boca pues el gemelo sobre mí la estaba tapando con su mano.

¿A esto de no poder moverse se le dice estar en shock? ¿Por qué lo tengo en el peor momento?.

-¡¡ALEJENSE DE ELLAS!!.-ordena una voz, Dorian con James a su lado desde la puerta, por poco la puerta salía volando.

Y después de eso hubo mucha sangre, James y Dorian casi mataron a golpes a los gemelos. A nadie pareció importarle.

Con mucho esfuerzo me siento en la cama y le pego una cachetada a Casy, pero ni eso la despierta, me río porque Casy tenía cara de borrego dormido.

-Son unas estúpidas. -susurra James mirándome, me sentí intimidada por unos segundos y no ayudaba que estuviera casi desnuda.

De lo que también estaba orgullosa era de mi cuerpo, hacia ejercicio y comía bien, dándome gustos de vez en cuando, por tal no me veía nada mal en traje de baño.

-Lo sé. -dice Dorian quitándose la sudadera para ponérsela a Casy y llevarla en sus brazos hacia el auto, James se acerca a mí y me pone su chaqueta por encima de los hombros dejando una oleada de calor sobre mí, luego me carga de forma nupcial.

Cuando entramos al auto, siento el frio del cuero que forra los asientos bajo mi piel, acomodo a Casy junto a mí, su cabeza cae en mi hombro, James y Dorian entran de nuevo a la fiesta y salen con todos los chicos, Neithan, Alex y Hyung, la cara de todos los nombrados me daba miedo, estaba más que furiosos.

Muevo a Casy y la siento encima mío, para hacer espacio para que los chicos entren y eso hacen, Neithan y Hyung se sientan atrás con nosotras, Dorian, James y Alex adelante, durante el camino nadie hablo, acomode mi cabeza sobre el hombro de Neithan, todos parecían metidos en sus pensamientos.

Luego de unos segundos el auto se estaciono en mi casa, la casa que compartía con mi "mamá" y el miedo me recorría, otra vez, como cada maldita vez que entraba a esta casa, pero ahora no solo era miedo, el odio también apareció.

-Esperen en el auto. -ordena Neithan a todos y entra a la casa.

Después de unos minutos sale de la casa dejando la puerta abierta, desde el pórtico hace señas para que todos entremos, Hyung y Alex nos llevan adentro, Dorian y James estacionan el auto en la cochera y entran.

No había nadie, me sentí aliviada, mi "mamá" no estaba en la casa, y realmente no me importaba donde estuviera.

______flashback______

-Es una mala suerte que destruyan tu Instituto, ahora tendrás que estar aquí hasta conseguir otro. -recrimina mi "mamá" con cara de asco.

-Perdón mamá. -digo casi sin voz desde la puerta.

Sé que mi madre me odia por arruinar su vida, cuando nosotros no nacíamos aún, ella estudiaba leyes y cuando nacimos tuvo que dejarlo para cuidarnos, nuestro padre se iba seguido por el trabajo, era como no tener un padre.

Mi madre me ignoro y camino a su cuarto.

______fin flashback____

-Odio está casa. -arguyo mirando a Neithan cuando entro, cierra la puerta detrás de mí.

-Es lo que tenemos. -me dice subiendo las escaleras al segundo piso - Hoy todos dormiremos en la sala. - finaliza fríamente desde el segundo piso, abría puertas en la parte de arriba y las cerraba con fuerza.

A los minutos Neithan baja con almohadas, cobijas, dos buzos y películas en sus manos, Alex lo ayuda y todos caminamos a la sala, a Casy la lleva Hyung, la recuesta en un sillón y pone una cobija sobre ella, también un buzo a sus pies, me da un buzo y una cobija a mí, después de ponerme el buzo, todos nos sentamos en los sillones, dejo la chaqueta de James en un sillón, Neithan la coge y se la entrega, prenden la televisión y ponen una película.

Neithan se sienta a mi lado.

Me comporte como una estúpida, se supone que pasaría desapercibida, pero en vez de eso mañana estaré en la boca de todos y no porque me comporte como una santa precisamente.

Esta noche había sido un completo desastre, la película acaba y me duermo junto a Casy.

Miro a mi alrededor aún somnolienta, parece que soy la única despierta.

-¿Qué es eso?.-me digo a mi misma caminando y subiendo las escaleras inconsistentemente hacia el baño, abro la bañera y mi cuerpo se siente un poco pesado pues había entrado a la bañera con ropa, al parecer aún estoy drogada y es una mierda.

-¿Acaso mi vida puede ser peor?.-me pregunto mirando al techo, buscaba al Dios que la mayoría sigue, no podía ser tan cruel conmigo.

Me quito el buzo quedando en mi ropa interior favorita, me miro en el espejo y quito el poco maquillaje de mi cara con mi desmaquillante, lavo mi cara y me hago una cola en el cabello.

-Gracias. -agradezco mirando al techo, to

dos siguen dormidos así que, si corro a mi cuarto que está a solo dos puertas, nadie me vera en ropa interior.

Camine a la puerta del baño y toco la perilla para abrir la puerta pero una extraña fuerza desde el otro lado abre la puerta antes...James.

------Casy-------

Supongo que gracias a ellos es que no me paso nada anoche.

Carraspeo un poco y toso falsamente para que los chicos me vean.

-Chicos...gracias, no sé qué hubiera pasado si ustedes no...-trago en seco.

-Hey.-me interrumpe Neithan acercándose a mí para abrazarme y besar mi frente, le sonrío.

-Sinceramente no fue un gusto conocerte de esa forma. - dice uno de los chicos que había visto con Neithan la noche anterior, ojos de color plomo, con rasgos verdes, una tez tan blanca como la nieve, cabello y despeinado hacia un lado, labios carnosos, desprendía un aura muy...extraña, no podría describir su mirada ahora mismo, me sorprendió lo que dijo porque me sonó algo grosero pero también sonó a verdad, seguramente a mí no me hubiera gustado conocerme de esa forma.

Le mire un poco enojada, puede que me haya salvado, pero no le queda el aire de héroe.

-Perdona si no me di a entender, lo que quiero decir es. -se aclara la garganta y camina hasta mí, se agacha a la altura del mueble en el que me estoy sentada, lo miro con confusión – Dorian West, es un placer conocerte. - extiende su mano, sonrío porque me pareció muy gracioso, sin embargo no me reí porque eso sería algo grosero de mi parte, le doy mi mano y él la besa mientras me mira directo a los ojos, lo que me pone nerviosa.

Pero solo duro unos escasos segundos porque Neithan le pega en la cabeza.

-No le coquetees Dorian.-le reprende divertido – y ¿Desde cuando eres tan caballero?.-cuestiona y todos en la sala nos reímos ligeramente, Dorian solo niega y se pone de pie divertido.

Miro detenidamente a los chicos a pesar de que ya conocía a Alex, Hyung y Neithan, las nuevas caras me llamaban mucho la atención en especial Dorian, pero James era un completo misterio.

-¿Alguien vio a mi hermana?.-pregunta Neithan de repente, todos niegan, incluso yo.-venga, ayúdenme a buscarla.- nos mira y todos se van a buscarla, yo me pongo el buzo escondida bajo la cobija para que no me vean.

Lo cual es inútil, ya todos me vieron anoche.

------Andrea------

Los dos nos quedamos estáticos, mirándonos a los ojos.

Sus hermosos ojos celestes...

Por un momento me sentí extraña, me puse nerviosa, y solo por un segundo, me pareció sentir ganas de bes...pero bajo su vista a mis pechos, dejando escapar una pequeña sonrisa de lado.

Maldito pervertido.

-Yo...i-iba...a mi cuarto.-logre decir señalando la puerta.

Intente disimular mi nerviosismo, no me culpen si no soy buena, lo intente, pero creo que es un poco difícil en esta situación.

-James ¿encontraste a Andrea?.-se escucha preguntar a Hyung en el pasillo a pocos pasos del baño.

¡Mierda! Dios cuando te pregunte si mi vida podía ser peor era una pregunta retórica, no un reto.

Muerdo mi labio inferior en busca de un plan pero casi al instante siento unos brazos a mi alrededor, James estaba abrazándome y mi cara estaba sobre su cuello, su cuerpo tapaba mi cuerpo, inmediatamente sentí su olor embriagarme, olía tan bien...

El nerviosismo se hizo presente y solo aumentaba a cada segundo.

-Aquí estas. - nota Hyung en la puerta -¿Quién es ella?.-pregunta acercándose.

-No.-exclama James para que Hyung se detenga - Solo dame unos minutos. -pide.

-Bien...no te tardes. -dice juguetonamente Hyung cerrando la puerta y dejándome a solas con James.

Ninguno se movió, seguíamos abrazados por razones que desconozco.

-Gracias. -susurro al fin y me suelta, el nerviosismo desaparece.

-Perdón.

-No importa. - camino a la puerta.

Necesito salir de aquí y tener aire fresco.

¿Por qué se disculpa?.

-Escucha, cuando nos conocimos, no estaba en un buen momento, no fue mi intención decir lo que dije.-se mantiene de espaldas y mete las manos en los bolsillos de su pantalón de deporte.

Aaah eso.

-Está bien, también debo disculparme, hice algo estúpido, no suelo abrazar a desconocidos. -aseguro con la mano en la perilla, iba a abrir, pero su voz no dejo que abriera la puerta, me gire hacia él.

-Ponte esto. -pide, se da vuelta y se quita la camiseta para dármela, lo que deja su torso al descubierto.

¡Diablos!, que buen cuerpo, quiero tocarlo, es que...¿De dónde vienen los que se ven como él?.

¡No! no soy una pervertida.

Esboza una pequeña sonrisa al darse cuenta de lo que veía – Pervertida.-ríe - ¿Quieres tocarme? te lo debo.-pregunta, al percatarse de que no dejo de ver sus perfecto abdomen, asiento sin pensar en nada más, era difícil con esta vista, acerco mi mano a su torso, su mano agarra la mía y la pone en su torso, yo lo recorro sin vergüenza, toco todo su torso mientras se tensaba con mi tacto, lo miro a los ojos y mi mano termina en su cuello, así fue durante algunos segundos, miré sus labios y después sus ojos y él hizo lo mismo.

-Debes irte. -susurra mirando mi cuerpo desnudo.

Lo olvide por un momento, pero al parecer él no, supongo que era lo único en lo que pensó todo el tiempo.

-Sí. -bajo mi mano de su cuello y me pongo la camiseta.

Abro la puerta y salgo corriendo a mi cuarto como si zombies me persiguieran.

¿Qué fue eso?¿Qué es lo que te pasa Andrea? Pero wow sus ojos, su cuerpo, su sonrisa, sus labios...

Me tiro en mi cama y susurre. -James.-haciendo que mi corazón se acelere.

Oh Diablos ¿Qué estoy haciendo? ¿Cuándo regrese a la escuela?.

-Andrea ¿estás aquí?.-pregunta Casy al otro lado de la puerta y eso hace que pegue un pequeño saltito.

-Entra. -le grito.

Casy abre la puerta y entra en un buzo plomo, la miro y sonrío, ella me ve y pone ambas manos en su boca, se sienta con las piernas cruzadas en la mitad de mi cama y me mira abriendo los ojos como platos.

-He visto esa camiseta antes, en James.-acusa agregando un tono sensual al nombre.

-Lo sé. -muerdo mi labio y abre la boca con sorpresa - pero no es lo que piensas. -añado rápidamente.

Que mal pensada es, seguro hay cien cosas asquerosas pasando por su mente ahora mismo.

-¿Qué paso? ¿Dónde lo hicieron? ¿Cómo fue? Te buscamos y no apareciste por ningún lado. -me bombardea con preguntas rápidamente.

-¿Qué? No, nada paso.-respondo sonriendo.

-Sí claro, tu solo encontraste su camiseta y como olía a sensualidad personificada te la pusiste.-nos reímos.

-Te contaré. - suspiro.

Después de contarle ella sonreía emocionada e incluso yo sonreí emocionada, porque me di cuenta de que ella ya no estaba fingiendo, su sonrisa fue verdadera, todo lo que hizo desde que entro en mi cuarto fue genuino, algo que no veo muy seguido desde la muerte de sus padres.

-Ten, ponte esto. -le lanzo algo de mi ropa, asiente y las dos nos ponemos ropa normal.

Bajamos las escaleras y vemos a todos los chicos comiendo, noto a James, pero ignoro su mirada, digamos que me puse un poco nerviosa, de nuevo, Casy y yo nos acercamos a la mesa y nos sentamos a comer con ellos.

(← Acceso rápido del teclado) Anterior Contenidos (Acceso rápido del teclado →)
 Novels To Read Online Free

Escanea el código para descargar la aplicación Manobook.

Subir

Compartir