ManoBook > Romances > Enamorada del abogado

   Capítulo 137 Te pondrá los cuernos

Enamorada del abogado Por Bai Cha Palabras: 7196

Actualizado: 2019-04-13 01:40


Era hora de baile en el salón. Luna no tenía mucha gana de hacerlo, pero todos los demás fueron a la pista de baile.

De modo que cedió y junto a Edén se unieron al resto.

Sin saber cuánto tiempo había pasado, cuando Luna escuchó a una pareja hablar en voz baja. Inmediatamente reconoció quiénes eran.

"Volvamos a la casa vieja mañana. Es el cumpleaños de mi madre''.

"Por supuesto''. La mujer respondió con astucia.

Cuando escuchó eso, Luna cambió de lugar con Edén, usó todas sus fuerzas y pisó a Catalina. La mujer gritó de dolor.

Después, Luna volvió a moverse y cambió nuevamente de lugar. Edén notó lo que Luna había hecho, pero se mantuvo en silencio. Ella había pisado los pies de Catalina con sus zapatos de tacón alto de siete centímetros.

"¡Oh, Dios mío, eres una perra!". Samuel le susurró a Luna.

Tal escena a los ojos de los demás era muy sospechosa.

Samuel hizo un cambio de pareja de baile cuando vio que Catalina ya no podía bailar más.

Para su sorpresa, Samuel se paró frente a Luna.

Nadie notó esta interacción porque había una luz muy tenue en el lugar.

Samuel tomó a Luna en sus brazos de manera involuntaria y le advirtió: "¡No te atrevas a hacer nada para hacerle daño!".

Su aliento se sintió sobre la oreja de la mujer y ella comenzó a sentir picor.

Había algo en la forma en que le susurró al oído que le hizo perder la cabeza por un momento.

Samuel sintió lo mismo. Si no fueran porque estaban allí, habría tenido sexo con ella para liberar su rabia.

Luna levantó sus labios, puso las manos alrededor de su cuello y se aferró fuertemente a él.

Para su sorpresa, Luna sintió que algo se agitaba en su interior.

Con su rostro ruborizado, dio un paso atrás. Tuvo que tratar de evitar esa sensación y recordar qué cosas ese hombre le había hecho.

¡Muy bien! Luna levantó la cabeza, se puso de puntillas y acercó la boca al oído de Samuel: "No. La torturaré y haré que te ponga los cuernos. No hay nada que puedas hacer al respecto. ¡Te pondrá los cuernos!

¿Los cuernos?

Samuel avanzó y la besó. Luna quedó conmocionada.

El hombre se convirtió en un hombre libertino despué

n y lista para cumplir tu contrato''.

Luna estuvo de acuerdo. Siguieron caminando con los brazos entrelazados.

Luna caminó más despacio cuando escuchó la voz de una mujer que le resultó conocida detrás de ella. La mujer dijo: "¿Vendrás a mi casa esta noche?".

"De acuerdo''.

El hombre respondió sin pensarlo dos veces, colocó su brazo alrededor de la cintura de la mujer y la abrazó con fuerza.

Catalina forzó una sonrisa y miró a Samuel que era quien la abrazaba.

Nunca se había comportado así. Tenía la sensación de que su comportamiento tenía algo que ver con Luna.

Los ojos de Luna brillaron cuando vio una silueta familiar de pie junto a un Maserati.

Dejó a un lado a Edén y corrió hacia el hombre.

"¡Yang!".

Se detuvo ante él con mucha emoción y alegría en su corazón.

Yang se frotó los ojos para asegurarse de que no estaba alucinando.

"¿Luna?"

Ella lo abrazó con mucha felicidad: "Yang, te extrañé mucho".

Perdió el contacto con él durante los cuatro años que estuvo en el extranjero. No esperaba verlo aquí.

Yang se rió: "Luna, ¿dónde estabas?".

Ya habían pasado varios años desde la última vez que la vio. No habían tenido contacto nunca más y pensó que Luna había desaparecido.

"Yo...''.

"Luna, vuelve a tu lugar. Necesitas comportarte porque estamos fuera del crucero''.

Edén la apartó de los brazos de Yang y comprobó discretamente si había alguna cámara alrededor.

Free to Download MoboReader
(← Acceso rápido del teclado) Anterior Contenidos (Acceso rápido del teclado →)
 Novels To Read Online Free

Escanea el código para descargar la aplicación Manobook.

Subir

Compartir