ManoBook > Romances > Enamorada del abogado

   Capítulo 183 Anhelo por el Sr. Shao

Enamorada del abogado Por Bai Cha Palabras: 8492

Actualizado: 2019-04-21 06:42


El salario que Jorge le ofreció a Luna era muy tentador, mucho más remunerado que el que la compañía estadounidense le estaba pagando. Sin mencionar que, además, el pago de la filmación se pagaría aparte.

Luna, por supuesto, no tenía ni idea de lo que pasaba detrás de esto.

"Está bien, lo pensaré. Mi contrato termina dentro un mes". Ella aún tenía un mes para pensárselo. Era demasiado pronto para decidir si aceptaba o no la oferta.

Al otro lado del teléfono, Lola jugaba con el botón dorado de la camisa que llevaba puesta Jorge, "Regresa Luna. Todos te extrañamos mucho." Lola hacía todo lo posible para persuadir a Luna. Pero sólo Luna tenía la última palabra

"Yo también los extraño. Gracias, Lola. Por favor, dile a Jorge que también estoy muy agradecido con él". Las palabras de Lola reconfortaron su corazón. Durante su estancia en América, casi no había hecho amigos, por lo que éstas palabras le hicieron sentir la felicidad de la amistad una vez más.

"Ni lo menciones. Piénsalo. Te estamos esperando. Cuando vuelvas, haremos una gran fiesta". Una vez más, las palabras de Lola la conmovieron.

Después de colgar el teléfono, Luna fue a ver a Irene y luego regresó al apartamento como de costumbre.

Samuel estaba cocinando la cena cuando ella llegó. Estaba hambrienta y no podía esperar a probar todos los platillos que Samuel había preparado para ella.

Por la noche, después de ducharse, se recostó en la cama y revisó su Twitter. Las fotos de ella y Samuel en el Internet todavía atraían mucho la atención.

Muchos de sus fans le preguntaban en su Twitter si ella y Samuel estaban juntos otra vez. Luna se sorprendió por estas preguntas y no sabía qué responder.

Inmersa en sus pensamientos, la puerta de la habitación se abrió y entró Samuel, quien venía de haber finalizado una llamada telefónica.

Al ver a Luna jugando con su teléfono, se lo quitó y apagó la lámpara de la mesita de noche. Luego, se acostó y la sostuvo en sus brazos.

El corazón de Luna brincaba de felicidad al tenerlo tan cerca. Últimamente, su estado de ánimo era bueno, se sentía feliz desde que Samuel voló a su lado para estar con ella.

La oscuridad los envolvió mientras Samuel la besaba apasionadamente, la temperatura de sus cuerpos comenzó a elevarse. Luna también le devolvió el beso.

"Luna". Le susurró Samuel al oído.

"¿Emm..?" Su respiración se había agitado, con sus dulces besos y caricias, y no tenía idea de lo que él iba a decir.

Samuel detuvo lo que estaba haciendo: "Tengo el vuelo mañana".

Su

na va a regresar. Te he hecho un gran favor. Piensa en cómo me lo vas a agradecer, ¡Sr. Shao!"

Con una sonrisa en su rostro, Samuel llenó el vaso de Lola con cerveza, y luego volvió a llenar el suyo, "Gracias, Lola. ¡Brindemos!".

Lola sostuvo su vaso y cuando estaba a punto de beber Jorge se lo quitó.

"Señor Shao, ¿pretendes emborrachar a mi esposa?"

Samuel ya se había terminado su cerveza.

"Relájate amigo. Si quisiera emborracharla, no le habría servido una cerveza". Samuel miró a Jorge, que parecía muy molesto. Él apreciaba mucho a Lola.

"Está bien Jorge. Es solo un vaso de cerveza. ¡Hay que divertirnos y pasarla bien!" Dijo ella mientras se estiraba para tomar el vaso de cerveza. Pero Jorge se lo bebió de un solo trago antes de que ella pudiera alcanzar al vaso.

Jorge dejó el vaso vacío a un lado, y en seguida abrió dos botellas de un licor blanco, una para él y la otra para Samuel.

"Señor Shao, veamos quién aguanta más tomando este licor".

Samuel tomó la botella y estaba preparado para aceptar el desafío. Justo entonces recordó lo que le había prometido a Luna cuatro años atrás. Que cada vez que él quisiera beber, se lo tendría que hacer saber primero.

"Espera un momento." Dejó la botella y sacó su teléfono del bolsillo.

En el preciso instante que él tomó el celular, el número de Luna apareció en la pantalla. Ella lo estaba llamando también.

Samuel sonrió. Era como si tuvieran una conexión telepática.

"Hola, Edén. Ven a buscarme al club Hello. Este whisky me va a matar. Date prisa, o estaré muerta, jaja..."

Samuel cambió de inmediato su expresión al escuchar la voz de Luna en estado de ebriedad. Su sonrisa se desvaneció.

Free to Download MoboReader
(← Acceso rápido del teclado) Anterior Contenidos (Acceso rápido del teclado →)
 Novels To Read Online Free

Escanea el código para descargar la aplicación Manobook.

Subir

Compartir