ManoBook > Romances > Respira Conmigo

   Capítulo 823 El legendario Sheffield

Respira Conmigo Por Bai Cha Palabras: 6775

Actualizado: 2020-01-20 08:10


Cuando escuchó su voz temblorosa, Sheffield poco a poco dejó de pisar el acelerador. Cuando el auto alcanzó una velocidad normal, Dollie suspiró aliviada. "Sheffield... ¿Cuál es tu relación con ella?".

Sheffield se burló. "Sólo soy un médico mal pagado y ella una rica CEO. ¿Qué relación podríamos tener? La perseguí y me rechazó".

Al principio, Dollie había pensado que Sheffield no le respondería. Pero para su sorpresa, él le explicó la relación a detalle.

Los celos la inundaron. "¿Todavía te gusta?", preguntó ella y lo miró de reojo.

"Ella tiene algo que quiero", respondió, sin quitar los ojos del camino.

Dollie no distinguía si decía la verdad por el tono que lo dijo. Pero su respuesta significaba que Evelyn realmente no le gustaba y eso la ponía feliz. "¿Es algo importante?", preguntó ella.

"Sí, algo muy importante", respondió él sin dudar.

La chica se sintió mucho mejor al enterarse de que él se había acercado a ella con un fin.

"¿La volverás a ver?".

"Sí, ¿cómo podría obtener lo que quiero sin verla?".

"Pero le acabas de decir que...".

"Dije que no la molestaría, pero tengo que hacerlo para obtener lo que quiero". Sheffield se apresuró y admitió sus intenciones.

Sin opción, Dollie tuvo que encontrar consuelo al pensar que Evelyn no le gustaba. Él sólo quería algo que le pertenecía.

Después de dejarla en casa, Sheffield encendió un cigarrillo y marcó un número telefónico. Se sintió inquieto mientras esperaba a que se conectara la llamada. Sin saludar, preguntó: "¿Una carrera de auto?".

Media hora después

Sheffield se sentó en su coche de carreras Fórmula Uno color amarillo de primera categoría, tenía puesto su traje especial blanco. Joshua y sus dos amigos estaban en los autos de al lado.

Cuando se enteraron de que el legendario Sheffield iría a la carrera, mucha gente fue a ver el espectáculo y se escucharon vítores desde lejos.

Joshua bostezó y luego miró a su amigo. "Sheffield, ¿qué pasa? Te ves terrible, tu cara se ve tan larga como la Mura

"Sí, no hay duda. ¿No lo crees tú?".

Sheffield asintió. "Ella ya me había dejado claro que no me quería. Nuestro encuentro sexual en la Ciudad D fue sólo una aventura para ella. Me dijo que no me tenía que responsabilizar. Pero quiero perseguirla abiertamente. Joshua, ¿alguna vez me habías visto rogar así?".

Él se sintió triste por su querido amigo. "Nuestro disoluto Sr. Tang ya encontró su media mitad. Amigo, mejor déjalo así. Te pidió que le compraras la mejor joya del mundo, pero ¿realmente se la merece?".

Sheffield lo corrigió con una sonrisa: "En primer lugar, sí se la merece. Una piedra preciosa no se compara con su valor. En segundo lugar, ella no me la pidió. Quiero dársela porque le gusta coleccionar gemas preciosas. Si realmente te gustara alguien, ¿no querrías darle lo mejor del mundo?".

Sheffield había encontrado la piedra Pureza para ella en el pequeño pueblo de Ciudad D.

Según el comerciante, ese pequeño pedazo de jade era una de las gemas más caras de la ciudad.

Estaba satisfecho de que Evelyn no se lo hubiera regresado. Si lo hubiera hecho, entonces él ya no tendría esperanzas.

Joshua sí quería a alguien. Pero nunca se había enamorado así. Entendía sus sentimientos, pero también se sentía confundido. "Eso es cierto, pero todavía no es tu esposa. ¿Por qué tienes que esforzarte tanto por ella?".

Free to Download MoboReader
(← Acceso rápido del teclado) Anterior Contenidos (Acceso rápido del teclado →)
 Novels To Read Online Free

Escanea el código para descargar la aplicación Manobook.

Subir

Compartir