ManoBook > Romances > Respira Conmigo

   Capítulo 103 ¿Se fue tu primo Andrés

Respira Conmigo Por Bai Cha Palabras: 8938

Actualizado: 2019-07-29 00:02


"Le pediré a la tienda que envíe menos ropa la próxima vez, ¿por qué no aceptas toda estas prendas por ahora?", dijo Carlos como si nada. Debbie asintió obedientemente, aunque no tenía idea de que la tienda le enviaría aún más ropa la próxima vez, sin embargo, ya había demasiadas cosas nuevas en el armario que nunca había usado.

Un día, Julie se encontró con Debbie, quien estaba a punto de echar un abrigo a la lavadora, la señora corrió apresuradamente hacia ella y le quitó el abrigo, parecía estar bastante sorprendida. "Este abrigo vale miles de dólares y requiere un tratamiento especial, deberíamos llamar al servicio de lavandería para que se encargue de ello", comentó Julie.

Debbie estaba demasiado sorprendida como para pronunciar una sola palabra, ¿más de miles de dólares? ¿Sólo por un abrigo?

Ella estaba asombrada por cuánto dinero gastaban los millonarios en ropa.

'¡Carlos Huo gasta su dinero a diestra y siniestra!', pensó Debbie.

En los días siguientes, ella fue al bar a trabajar cada vez que su marido se quedaba un par de horas en la oficina y no podía llegar a casa a tiempo, después de mucho esfuerzo, tuvo el suficiente dinero para comprar lo que tanto había anhelado.

Debbie fue sola un día al Plaza Internacional Shining sin que Carlos se diera cuenta y compró la cosa que buscaba, con una sonrisa de satisfacción, decidió dar una vuelta por el lugar. Al ver una tienda de lencería, recordó algo y entró, veinte minutos más tarde, salió de ahí con una pequeña bolsa de compras en la mano.

En su camino de regreso a la villa, recibió una llamada telefónica, "Hola Karina, ¿qué tal?".

"Hola Debbie, estoy muy bien, oye, Megan irá a una cena mañana por la noche, ¿ya sabes quién es su pareja? ¡Muchas personas ya lo saben!".

"Ammm, no, no lo sé...", a ella no le importaba nada sobre la vida de Megan, lo único que deseaba era que la chica desapareciera de su vida y la de su esposo.

Suspirando derrotada, Karina dijo: "Lo sabía, deberías prestarle más atención a lo que hace, ella le ha estado diciendo a la gente que saldrá con Carlos".

"¿Qué? ¿Con mi marido?", Debbie estaba anonadada, ¿acaso Carlos iba a asistir a una cena con Megan? La sola idea de que Megan se aferrara a su esposo hizo que ella se sintiera incómoda, su estómago se revolvió y sus manos comenzaron a sudar.

"La mayoría de las personas de clase alta ya saben que Megan Lan es la chica favorita de los cuatro prominentes jóvenes de la ciudad Y, especialmente de Carlos y Wesley, muchos incluso imaginaron que ella sería la futura Sra. Huo o Sra. Li. Acabo de escuchar a mis amigas hablando de que Megan sería la pareja de Carlos mañana por la noch

ó Debbie con amargura. "Oh, no es nada", respondió ella.

Su reacción confundió a su marido y le preguntó: "¿Vas a salir a algún lugar mañana por la noche?".

"No, era solamente una pregunta ociosa", Debbie aún no encontraba la manera de evitar que su esposo asistiera a la fiesta con Megan.

Ahora que ella se había negado a hablar con él, Carlos decidió dejar pasar ese asunto y prefirió cambiar el tema preguntando: "¿Ya se fue tu primo Andrés?".

Habían pasado ya cinco días.

Debbie estuvo pasmada unos minutos y luego se sonrojó terriblemente, se levantó de inmediato del regazo de su esposo cuando pudo ver el deseo en sus ojos, "Ya falta poco".

'¡Este idiota! Ya ha hecho la misma pregunta innumerables veces, ¡un hombre lujurioso da mucho miedo!', dijo para sí misma.

Carlos se tocó la frente con la mano izquierda y se quejó: "Hace muchos días que me das la misma respuesta". Cada vez que él le preguntaba, su esposa siempre le respondía con lo mismo, al hombre se le estaba agotando la paciencia.

Debbie se mordió los labios, riendo con malicia, mientras miraba el rostro sombrío de su marido, se le ocurrió una idea.

Ella regresó a su habitación y le envió a Karina un mensaje de WeChat, "Oye, ¿podrías hacerme un favor?".

A la mañana siguiente, Debbie tomó una clase de baile antes de ir a la universidad, la clase siguiente era la de Carlos. Tan pronto como ella llegó a las puertas de la escuela, vio entrar el auto de su esposo, el coche se detuvo, aparentemente, la persona dentro del auto también la había visto. Había muchos estudiantes alrededor y Debbie no quería que murmuraran sobre su relación con su marido, así que en el momento en que Emmett abrió la puerta y salió del auto, ella salió corriendo del lugar, él se quedó estupefacto.

Free to Download MoboReader
(← Acceso rápido del teclado) Anterior Contenidos (Acceso rápido del teclado →)
 Novels To Read Online Free

Escanea el código para descargar la aplicación Manobook.

Subir

Compartir