ManoBook > Romances > Respira Conmigo

   Capítulo 167 Eres un cobarde

Respira Conmigo Por Bai Cha Palabras: 7455

Actualizado: 2019-08-15 00:02


Debbie levantó el puño y lo lanzó contra la cara de Lewis. Aunque Lewis no sabía casi nada sobre artes marciales, era un fan del boxeo y fue lo suficientemente rápido como para esquivar el golpe.

Al ver que Debbie empezaba una pelea, Portia le ordenó a Ralph con voz áspera: "¿Qué haces ahí parado? ¡Esa zorra se ha atrevido a golpear al señor Lewis Huo! ¿Crees que puedes permitirte que le haga daño?".

Ralph no se atrevía a ofender a ninguno de los dos bandos, así que les dijo a los guardaespaldas: "¡Deténganlos!".

Acorralado por Debbie, Lewis advirtió: "¡Mujer! ¡Un paso más y esto no quedará solo aquí!".

"¿Y a quién se lo vas a decir? ¿A Carlos? ¿Estás pensando en decírselo a él? ¿No te da vergüenza tener que llamar a otro hombre para que se haga cargo de las ridículas peleas en las que te metes?", le espetó Debbie.

Al ver que Debbie no iba a detener, Lewis sacó su teléfono del bolsillo. Y en ese momento, ella le dio un puñetazo en el vientre. El chico se encogió de dolor.

Karen se unió y aprovechó la ocasión para abofetearlo en la cara. Lewis humillado, gritó a los guardaespaldas: "¡Llévenselas de aquí!".

Indefensa, pero furiosa por la ira, Portia pensó para sí misma: '¡¿Quién se cree que es?! Antes era como una perra para mí y mi hermano'. Con sus tacones altos, corrió hacia Debbie y la agarró del brazo. "Debbie Nian, si te atreves a tocar al señor Lewis Huo otra vez, ¡te juro que será el final de tu relación con mi hermano!".

"¿Eh?", Debbie se quedó boquiabierta. "Debes estar de broma. ¿Crees que me importa una mierda la familia Gu? Para serte sincera, tu familia ni siquiera era rival para la familia de Jeremías. Es un golpe de suerte que Hayden haya logrado mejorar la suerte de la familia Gu en los últimos años. Así que deja de presumir, porque vienes de una familia de nuevos ricos".

La contundente verdad de las palabras de Debbie enfureció a Portia. Con cara amarga, ella gruñó, "¡Cállate, zorra!".

"¡Cierra esa boca apestosa!". Debbie se sacudió de encima la mano de Portia. "Portia Gu, ya no soy la Debbie Nian de antes. No me importan un comino ni tú ni el estúpido de tu hermano. Hoy voy a enseñarle al señor Imbécil una lección. Ah, y no te preocupes, Karen no lo v

eza y se escondió detrás de Lewis. "Señor Lewis, ayúdame por favor".

El propio Lewis no era rival para Debbie. Pero él era un hombre, y no podía consentir que intimidaran a una mujer delante de él. Intentó convencer a Debbie: "Hermosa, por favor. Déjala ir, hazlo por mí. Dejemos este asunto de una vez, ¿de acuerdo? Es peligroso jugar con objetos afilados como lo estás haciendo. ¿Qué pasa si alguien sale herido?".

Lewis era un playboy. Siempre era tierno y blando con las mujeres hermosas.

A Debbie, sin embargo, le traía sin cuidado toda esa mierda. Apuntó las tijeras hacia la entrepierna de él y le amenazó: "Pensándolo bien, será mejor que te corte el pito. Así no podrás volver a lastimar a ninguna mujer después, te lo prometo".

Lewis se quedó paralizado ante las amenazas de aquella mujer. Convencido de que si intentaba resistirse a Debbie, las cosas se pondrían feas, eligió cooperar. Apartó a Portia a un lado, agarrándole ambas manos para que no se moviera mientras Debbie le cortaba el pelo. "No te preocupes. Es mejor esta pequeña humillación que enfurecerla, ambos sabemos de lo que es capaz. El pelo crece rápido".

Portia se liberó y abofeteó a Lewis en la cara. "¡Eres un cobarde y un inútil! ¿Por qué no llamas a tu primo? ¡Él es el señor Huo! ¡Y tú eres el mismísimo gerente general de la sucursal del Grupo ZL en Nueva York! ¿Por qué le tienes tanto miedo a ella? Debbie Nian es solo una mujer débil. Tenemos tanta gente aquí. ¡Pídeles que la aten!".

Free to Download MoboReader
(← Acceso rápido del teclado) Anterior Contenidos (Acceso rápido del teclado →)
 Novels To Read Online Free

Escanea el código para descargar la aplicación Manobook.

Subir

Compartir