ManoBook > Romances > Respira Conmigo

   Capítulo 297 Sueño final

Respira Conmigo Por Bai Cha Palabras: 7806

Actualizado: 2019-09-13 00:12


A pesar de que Portia se estaba comportando de una forma bastante extraña, Debbie no dijo nada al respecto. Después de todo, no eran amigas. A ella no le importaba su estado mental.

"Solo te diré una cosa, Lewis Huo. Ahora que tú y Portia están casados, trátala bien", dijo Debbie mientras sacaba algo de su bolsillo.

Lewis asentía con la cabeza, pero miraba hacia la mesa en lugar de ver a Debbie a los ojos. ¡Gran error, porque de repente la chica sacó una navaja y la clavó en la mesa de un golpe! El rostro de Lewis se puso pálido al instante.

Pero Debbie aún no había terminado con él. Ella lo amenazó: "Si vuelves a hacer algo estúpido de nuevo, como coquetear con otras chicas... ¡Te cortaré el miembro!".

Asustado, Lewis cerró las piernas y asintió vigorosamente. "¡Bien, bien! Prometo que seré trataré bien a Portia. ¡Por Dios!".

La verdad era que Carlos ya se había encargado de eso, por lo que Lewis ya no sería bienvenido en ningún club de la Ciudad Y o Nueva York. El esposo de Debbie era una persona sumamente minuciosa.

Al escuchalo, Debbie apartó la navaja y empujó el regalo hacia Lewis. "No necesito esto. Comprále a tu esposa algo bueno".

Lewis tragó saliva y asintió nuevamente. "Entendido".

Sin decir una palabra más, Debbie le lanzó una mirada de advertencia antes de salir del café.

Algunos días después. Karen llamó a Debbie y le contó que los miembros de la familia Huo habían regresado a Nueva York. Pero Lewis no había ido con ellos. Carlos lo envió a prisión y le dijo que tenía tres meses para reflexionar sobre lo que había hecho.

Si el imbécil se daba cuenta del mal que había hecho y prometía enmendar sus errores, Carlos lo dejaría libre. Si no lo hiciera, entonces él mismo impediría a toda costa que lo liberaran de la prisión.

Portia, quien alguna vez fuera la princesa orgullosa, no pudo aceptar esto y trató de ingerir una sobredosis de pastillas para dormir. Afortunadamente, su familia la descubrió a tiempo y la llevó al hospital para que le hicieran un lavado estomacal.

Después de ser dada de alta del hospital, Portia regresó a su hogar y la transfirieron a una nueva universidad. Ninguna compañía de espectáculos la contrataría, ya que su reputación dañada la precedía a cualquier lugar al que se dirigía. Karen no tenía idea de a qué universidad asistía Portia

s?", preguntó.

Miranda volteó a ver a Debbie y le dirigió una mirada elocuente. "El abuelo de Carlos se está muriendo. Será mejor que tengas cuidado con James de ahora en adelante".

Nuevamente, Debbie no sabía lo que estaba tratando de decir. Pero sus palabras la dejaron muy inquieta.

Miranda no dijo nada más.

Incapaz de contenerse por más tiempo, Debbie preguntó: "Tía Miranda, ¿qué tratas de decir?".

'Está actuando muy rara el día de hoy', pensó Debbie.

Pero Miranda no respondió. Solo se quedó allí, perdida en sus pensamientos.

Después de diez minutos, se escucharon los gritos de Carlos provenientes del interior de la habitación. "¡Abuelo! ¡Abuelo!". El botón de llamada sonó. Médicos y enfermeras se apresuraron a entrar en la sala. Todos tenían cubrebocas que ocultaban sus rasgos faciales. Los miembros de la familia Huo esperaban ansiosos en la puerta.

En solo dos minutos, el médico a cargo se quitó el cubrebocas y dijo en un tono serio: "Sr Huo, lo siento mucho pero su abuelo falleció".

Entonces los miembros de la familia Huo comenzaron a llorar, las lágrimas corrían por sus rostros.

Valerie dijo el nombre de su esposo una y otra vez. En ese momento, todos en la habitación se desmoronaron.

A pesar de que Valerie se había preparado mentalmente para este momento, se desmayó y cayó en los brazos de Fran. Afortunadamente, estaban en un hospital, y el médico la ayudó a recuperar la conciencia lo suficientemente rápido.

Como a Douglas le gustaban las cosas sencillas, su funeral fue simple, sin lujos.

Free to Download MoboReader
(← Acceso rápido del teclado) Anterior Contenidos (Acceso rápido del teclado →)
 Novels To Read Online Free

Escanea el código para descargar la aplicación Manobook.

Subir

Compartir