ManoBook > Romances > Respira Conmigo

   Capítulo 373 Tuve que crecer

Respira Conmigo Por Bai Cha Palabras: 7469

Actualizado: 2019-09-28 00:30


'Ella es buena, lo reconozco. Los hombres harían cualquier cosa por ella. ¿Mencionó unas pruebas?', pensó Carlos, 'Me pregunto cómo será eso. Si ella puede probar que no me engañó... bueno, eso sería bueno'.

Cuando Debbie regresó a casa, se bañó primero, enjuagándose toda la yema de huevo que tenía en su cuerpo y cabello. Luego restregó lo que quedaba, por si acaso. Después, se sirvió una copa de vino y salió al balcón. Descansando los brazos sobre la barandilla, dejó que la brisa acariciara su largo cabello. El dobladillo de su bata de seda ondeaba al viento. La luna colgaba sobre ella en lo alto del cielo, tan brillante, como si le estuviera haciendo compañía. La noche era tan tranquila y hermosa. Pero en su mente nada lo era. Marcó un número y ordenó: "Publica las pruebas mañana. Cuando llegue el momento, sube el video sobre el amorío de James".

Debbie se bebió todo el vino y decidió que era hora de acostarse. Tenía una feroz batalla que ganar y necesitaría un buen descanso.

Antes de disponerse a dormir, llamó a Curtis. "Hola tío, gracias por cuidar de Piggy. No pude llevarla conmigo. Si James la encontrara... La extraño".

Piggy era su vida, o incluso más importante. La niña era todo lo que tenía, lo único de Carlos. Era su motor. Si algo le sucediera, no tendría nada por lo que vivir.

"No te preocupes por eso. Haz lo que tengas que hacer, pero sé cuidadosa. Piggy te estará esperando cuando hayas terminado". Curtis dejó el periódico, se bajó de la cama y fue a la habitación de los niños para ver cómo estaban.

"Yo puedo cuidar de mí misma. Me he estado preparando para esto durante los últimos tres años. Practico taekwondo todos los días", le aseguró Debbie, quien siempre había sido cautelosa. Si no lograba protegerse y fortalecerse, ¿cómo iba esperar poder vengarse?

"El concierto estuvo bien, se vendieron todas las entradas y los admiradores estaban felices. Escuché que Carlos le ha pedido a Frankie que negocie el contrato con el Grupo Wen. Si el Grupo ZL te firma, lo habrás conseguido", Debbie sonrió. "Firmar con Grupo ZL era el objetivo".

De hecho... ella le había pedido específicamente a Yates que trajera a Carlos al concierto, pensando que si él la escuchaba cantar, tendrí

una sola palabra: "Prueba", junto con nueve imágenes, sin embargo, había sido lo suficientemente poderosa como para sacudir la internet. Debbie estaba impresionada por la experiencia de Xavier.

Algunas personas, que solían odiarla, ahora la apoyaban, "¡Mierda!, ¡le habían tendido una trampa! Entonces eso fue lo que sucedió".

"Así que aparentemente alguien la traía en su contra".

"Nunca me lo hubiera imaginado. Está bien, tú ganas".

Debbie siguió leyendo y encontró que los siguientes comentarios todos decían "Está bien".

Antes de que pudiera terminar de leerlos todos, sonó su teléfono. Era Iván.

"Iván, ¿qué pasa?".

"Frankie se me acercó. Star Empire quiere firmar contigo".

"Oh", dijo Debbie. No le sorprendía.

"Dije que sí", le dijo Iván.

"Oh, gracias. Eso es lo que quería", dijo ella con prontitud.

Pero Iván tenía que decirle algo más. "He estado preocupado por ti. No pareces feliz. Pero una vez que regreses al estrellato, recuerda que me prometiste ayudarme. Necesitaré ese favor pronto".

Su madre lo había estado presionando para que se casara. Lo volvía loco.

"Claro que recuerdo". Iván había sido un gran amigo para ella. Estaba agradecida por eso y se alegraba de poder hacer algo por él. Solo tenía que preguntar.

Después de que Iván colgara el teléfono, Ruby le preguntó a Debbie: "Debbie, tenemos algunos anunciantes que te quieren. ¿Te parece? Me tomé la libertad de elegir algunos para ti. El pago es mucho mejor que antes".

Free to Download MoboReader
(← Acceso rápido del teclado) Anterior Contenidos (Acceso rápido del teclado →)
 Novels To Read Online Free

Escanea el código para descargar la aplicación Manobook.

Subir

Compartir