ManoBook > Romances > Respira Conmigo

   Capítulo 469 No le queda más que calumniarme para liberar su frustración

Respira Conmigo Por Bai Cha Palabras: 8036

Actualizado: 2019-10-19 00:12


'¿Una invitación a una boda?'. Carlos, quien estaba trabajando en su ordenador portátil, se sorprendió al oír a Frankie. "Dámela", le ordenó.

Frankie ya había leído los nombres en la invitación y sus ojos se espabilaron de sorpresa. "Es del Sr. Wen y...", no pudo decir más. 'Olvídalo, es mejor que se encargue el Sr. Huo', pensó.

Carlos frunció el ceño al leer los nombres. '¿Iván y Karen se van a casar el próximo mes y nos están invitando a mí y a Debbie a su boda?'.

Carlos estaba sorprendido y sostuvo la invitación en sus manos por un rato, pues estaba aletargado.

Se rascó la frente y súbitamente una idea le vino a la cabeza. "Verifica el documento de matrimonio de Debbie e Iván. ¡Inmediatamente!", le ordenó con prisa a Frankie.

Si bien Debbie le había mostrado el documento a Carlos anteriormente, había algo que no encajaba. Con el corazón en la garganta, Frankie se apresuró a hacer la llamada telefónica.

Al cabo de cinco minutos había obtenido la información y se acercó a su jefe para informarle con voz temblorosa: "Sr. Huo, me informan del Departamento de Asuntos Civiles que no hay ningún registro de matrimonio entre la Srta. Nian y el Sr. Wen. Supongo que eso quiere decir que nunca se casaron".

La verdad era que Debbie e Iván se las habían arreglado para engañar a Carlos.

Pero, no sólo a él, sino a muchas personas que realmente llegaron a creer que se habían casado.

Carlos se reclinó en la silla y cerró los ojos.

Luego de un buen rato, finalmente los abrió y tomó el teléfono para llamar a Iván. "¡Iván Wen!", le dijo secamente al entrar la llamada.

Al escuchar el tono severo en la voz de Carlos, Iván supuso que se había enterado de todo, así que le dijo en tono juguetón: "Hola, Sr. Huo, ¡Le tengo una sorpresa! Debbie y yo nunca nos casamos, ¿Está feliz ahora?".

Carlos le dijo con sarcasmo: "Por supuesto que lo estoy, es más, estoy tan contento que pretendo darte un regalo de bodas que nunca olvidarás. ¿Qué te parece si me adueño del Grupo Wen?".

Iván se quedó boquiabierto. '¡Qué hombre tan despiadado era Carlos! No puedo permitir que haga algo así'. Sabía perfectamente que la única persona capaz de lidiar con él era Debbie. Así que le dijo: ¡Vaya, Sr. Huo, muchas gracias, eso sí que sería muy generoso de su parte. Por cierto, si le digo a Debbie que recuperó su memoria, ¿cómo cree que reaccionaría ella? Sé que le ha estado ocult

e pudo esquivar el café que terminó cayendo en la alfombra.

Ágilmente, antes de que Glenda pudiera darse cuenta, le echó su taza de café en la cabeza. La mujer empezó a chillar desesperadamente. Debbie se la quedó viendo con desdén y le dijo: "Mujer, ¿acaso estás loca? Deberías haberme conocido un poco mejor antes de venir acá creyendo que te iba a encontrar con una estúpida. ¡Conmigo nadie se mete!".

Glenda sacó un paquete de pañuelos húmedos de su bolso y comenzó a limpiarse el café. Respirando hondo le dijo: "¡Meh! ¿Conocerla mejor dice? Pero si ya sé todo lo que tengo que saber. ¡Usted no es más que la perra descarada que engañó al Sr. Huo y se fugó con otro hombre!".

Para ese momento, Debbie estaba distraída con su teléfono y le respondió con indiferencia: "¿Qué dijo? Lo siento, pero no la escuché".

"Dije que engañó al Sr. Huo y se fugó con otro hombre. Sé que incluso dio a luz a una hija bastarda y ahora le dijo al Sr. Huo que esa hija era suya. Primera vez que sé de alguien tan sinvergüenza como usted. ¡Merece pudrirse en el infierno!".

Debbie se rió entre dientes y abrió la aplicación de WeChat en su teléfono. Entró en la bandeja de Carlos y le envió un mensaje diciéndole: "Apuesto señor, alguien le acaba de decir bastarda a nuestra hija. ¿Qué debería hacer?".

Seguidamente se volvió hacia Glenda y le dijo: "¡Por dios! ¿Cree que es la primera mujer que dice eso? Es igual que todas ellas, demasiado poca cosa como para acercarse a Carlos. ¡Ups! Lo dije mal. Es su hija la poca cosa para Carlos. No le queda más que calumniarme para liberar su frustración".

Free to Download MoboReader
(← Acceso rápido del teclado) Anterior Contenidos (Acceso rápido del teclado →)
 Novels To Read Online Free

Escanea el código para descargar la aplicación Manobook.

Subir

Compartir