ManoBook > Romances > Respira Conmigo

   Capítulo 585 El jefe nos ha descubierto

Respira Conmigo Por Bai Cha Palabras: 9393

Actualizado: 2019-11-11 09:31


"Mucha gente decía eso. Todo el mundo empezó a dudar sobre las preferencias sexuales de nuestro jefe después de que rechazara la propuesta de matrimonio de Blair. Todos pensamos que era gay. Pero, míralo ahora. Tsk, tsk, la chica tiene hasta algo de miedo con ese beso tan apasionado", comentó uno de los hombres sonriendo con picardía.

"Para tu información, la chica a la que está abrazando ahora mismo es Blair. Quedó atrapada por las inundaciones de South Mountain. Como bien sabes, nuestro jefe corrió a salvarla él mismo".

"Yo también oí esa historia. Dijeron que nuestro jefe arriesgó su vida y saltó al río desbordado para rescatar a una mujer. Cuando puso a salvo a la mujer, él mismo fue arrastrado por la corriente. ¿Entonces Blair era esa mujer?".

"¿Yo no sé qué está pensando nuestro jefe? Ama a Blair. No difícil darse cuenta de eso. Pero una vez ella le propuso matrimonio en presencia de todo el mundo y él le dijo que no. ¿Por qué? Sabes que te digo, que si yo fuera Blair, ni le miraría a la cara y mucho menos dejaría que me besara".

"Dices eso porque no tienes idea de lo mucho que Blair ama a nuestro jefe".

"Pero mírate, ¿Ahora te crees un experto en el amor?".

Lenard se tocó la barbilla y puso fin a la discusión diciendo, "Nuestro jefe es un hombre típico: distante por fuera, pero por dentro es suave como un cerebro derretido".

Aquel grupo de chismosos eran todos subordinados de Wesley. Habían venido a buscar a Wesley y pedirle que se uniera a ellos para confraternizar. No esperaban presenciar una escena tan romántica y apasionada.

En privado, Wesley los trataba como buenos amigos, por lo que todos conocían las propiedades que tenía en la Ciudad Y, incluido este apartamento. También sabían que el apartamento era de su hermano.

Antes de dejar el pelotón, Wesley les había dicho a sus hombres que su familia había venido y que esa noche iría allí. Por eso Lenard y los otros soldados habían venido a esperarlo.

Pensaron que se habían escondido bien y que no los encontrarían fácilmente. Pero de repente, Wesley abrió los ojos y soltó a Blair. Inclinó la cabeza para mirar en una dirección, y escrutó los alrededores con una mirada peligrosa en sus ojos. En la oscuridad, Talbot sintió que los ojos de Wesley lo miraban fijamente, despiadados y crueles. Que Dios los ampare si llega a pensar que son ladrones.

Contuvo el aliento y siseó a los demás, "Que no se mueva nadie. ¡El jefe nos ha descubierto!".

"Normalmente, nuestro líder debería habernos descubierto nada más salir del auto, pero esta vez le ha costado algo más. Parece que la hermosa joven es toda una tentación", susurró un soldado con voz ronca.

Cuando Blair finalmente abrió los ojos, vio a Wesley mirando hacia alguna parte. Ella siguió su mirada y vio un auto que parecía ser del

ando aún podía.

La madre se acostó a su lado. "El padre de Wesley no quiso que tuviera un tercer hijo". Ella suspiró, "Él vio cuánto tuve que sufrir para dar a luz. Le dije muchas veces que quería una hija, porque las hijas siempre son cariñosas y consideradas.

Me respondió que algún día tendría dos nueras cariñosas y consideradas y que no veía por qué tenía que dar a luz a una hija y sufrir otra vez yo misma".

Después de una pausa, miró a Blair y continuó diciendo, "Sabes, siempre surgen problemas entre una suegra y una nuera. Me preocupa que las jóvenes no estén dispuestos a vivir con los ancianos, o que tengamos dificultades para comunicarnos con ellas".

Blair asintió comprensiva. De hecho, la relación entre una suegra y una nuera a veces puede ser delicada. Era un fenómeno social que ocurría con bastante frecuencia. "Pero tú eres una buena persona. Creo que te llevarás bien con tu futura nuera. En tu caso, no habrá ningún problema", consoló a la madre ansiosa.

Al escuchar sus palabras, Cecelia se emocionó. Volvió su cuerpo hacia Blair y la miró. "Dijiste lo mismo que mi esposo. Él siempre dice que tengo una personalidad como la de una niña. Soy buena con la gente, así que no tendré problemas para llevarme bien con nadie. Si trato a mi nuera como a mi propia hija, seguramente ella me tratará como una verdadera madre. Blair, ¿tú piensas lo mismo?".

Blair de repente se sintió desconcertada. ¿Por qué le preguntaba eso? Se preguntó si debería aprovechar esta oportunidad para explicarle su relación con Niles. Pero luego decidió no hacerlo. Sería mejor que encontrara una oportunidad más adecuada para contárselo. Si Cecelia supiera la verdad ahora, podría terminar teniendo una noche de insomnio. Entonces ella asintió, "Sí, yo también lo creo. Las personas deben tenerse respeto mutuo. De corazón a corazón, esa es la regla básica".

Free to Download MoboReader
(← Acceso rápido del teclado) Anterior Contenidos (Acceso rápido del teclado →)
 Novels To Read Online Free

Escanea el código para descargar la aplicación Manobook.

Subir

Compartir