ManoBook > Romances > Respira Conmigo

   Capítulo 605 La reunión

Respira Conmigo Por Bai Cha Palabras: 8378

Actualizado: 2019-11-16 00:02


Con una rodilla en la cama, Wesley dejó con cuidado a Blair y la metió en la cama, además la cubrió con un hermoso edredón de retazos. Cuando estaba a punto de retirar los brazos, de repente ella abrió un poco los ojos.

Wesley se congeló, porque no sabía si había despertado.

Blair volvió a cerrar los ojos, pero luego le rodeó la cintura con los brazos y murmuró: "¿Wesley? Me visitas en mis sueños".

Enterró la cara en su pecho, bostezó y continuó murmurando: "¡Wesley, te extrañé mucho!".

Él levantó la mano para acariciar su suave mejilla y le plantó un beso en la frente.

Fascinado por sus labios susurrantes, llenos y coloridos, no pudo evitar bajar la cabeza para besarlos.

A la mañana siguiente, cuando Blair se despertó, recordó el sueño que había tenido. Wesley la abrazaba y besaba. Pero el apasionado beso se había sentido tan real que incluso podía sentir que le dolían los labios y su respiración se aceleraba en ese momento.

Había soñado que las ásperas manos de Wesley recorrían todo su cuerpo.

Mientras recordaba lo que había sucedido en su sueño, Blair hundió la cara en la almohada, rascándose el cabello desordenado por la vergüenza. '¡Oh Dios mío! No puedo creer que haya tenido un sueño tan erótico. ¡Yo no soy así!', pensó, sorprendida.

Pero al menos, se sintió afortunada de que nadie tuviera el poder sobrenatural para ver su sueño. Nadie conocía su pequeño secreto.

Luego se sentó. Abrió los ojos, saltó de la cama y corrió hacia el baño. Sintió una gran cantidad de fluido menstrual.

Intentó correr muy rápido, pero ya era demasiado tarde. Sus pantalones se volvieron rojos e incluso goteaban en el piso.

Tomó un trapo, lo mojó y caminó por el tapete. Se entretuvo limpiando, así que olvidó por completo el sueño. Ni siquiera tuvo tiempo de pensar en cómo llegó del sofá a la cama. Alguien la había llevado, pero no se detuvo a preguntarse eso.

Cuando caminó hacia la sala, se sorprendió al descubrir que no había comida en la mesa. Recordó que había puesto el plato con el asado ahí. Pero, ¿dónde estaba la comida? Tampoco había brochetas ni trozos de comida en el contenedor. Entonces, ¿a dónde estaba?

'¿Wesley realmente regresó anoche? ¿Se comió el resto de la comida?', ella se preguntó.

Pero aun así, no se detuvo para hacerse la pregunta más importante. ¿Quién la había llevado del sofá a la cama?

Blair volteó y miró la habitación de Wesley. La puerta estaba abierta.

Ella caminó a la habitación y miró hacia dentro. Él no esta

ivertirse juntas. Blair decidió que la discreción era una gran cualidad. Prefirió no involucrarse en esta disputa de amor, por lo que rechazó la invitación de Debbie.

Después de que Carlos lograra llevarse a su esposa del club por la fuerza, Blair también se fue con Wesley.

Poco después de que se fueron, sonó el teléfono de Wesley. Blair vislumbró la pantalla y vio que el identificador de llamadas decía Megan.

Blair se burló. Megan no podía molestar a Carlos esta noche, así que decidió molestar a Wesley.

Él levantó el teléfono del auto. "Tío Wesley... Estoy triste. Bu... Bu...".

El llanto de Megan resonó dentro del auto. Como vio que Wesley no decía nada, la chica continuó: "¿Tú y el tío Carlos me odian ahora, tío Wesley?".

"No", respondió él.

"Sé que Debbie Nian siempre me ha guardado rencor. Y que el tío Carlos ya no se preocupa por mí... Tío Wesley, si me odias, por favor dímelo directamente...".

Un toque de impaciencia brilló en los ojos de Wesley. Pero trató de consolarla, "Estás enferma. No llores, porque eso hará que se empeore".

"Lo sé...". Los sollozos de Megan se escuchaban desde el otro extremo del teléfono.

Blair se sintió muy molesta al escuchar sus quejas. Ya no se sentía de buen humor. Y aunque ella seguía hablando, miró a Wesley sin expresión, y le preguntó fríamente: "Wesley, ¿puedes detener el auto?".

Megan dejó de llorar por un instante. Wesley le lanzó una mirada confusa y le preguntó: "¿Por qué?".

'¿Por qué? ¿No es obvio?'. Irritada por esa pregunta tonta, no le importó que Megan pudiera escuchar su conversación y dijo con la mayor calma posible: "Cuelga el teléfono ahora o déjame bajar".

Free to Download MoboReader
(← Acceso rápido del teclado) Anterior Contenidos (Acceso rápido del teclado →)
 Novels To Read Online Free

Escanea el código para descargar la aplicación Manobook.

Subir

Compartir