ManoBook > Romances > Enamorada del CEO

   Capítulo 30 Señor Jiménez, eres impresionante

Enamorada del CEO Por Bai Cha Palabras: 7277

Actualizado: 2018-11-08 00:18

Price: $3.99

ASIN: B07JHZRTFB

Price: $17.99

ISBN: 978-1728946689


Al día siguiente, Lola no se levantó hasta que sonó el despertador a las 12:30 p.m. Mirando su habitación confusamente, casi se olvidó de cómo había regresado a casa.

Vagamente recordaba lo que pasó anoche. Desconcertada por los chupetones y picaduras en su cuerpo, estaba pensando en cómo ocultarlos para ir a trabajar después.

Gracias a Dios hoy su trabajo empezaría a las tres de la tarde.

De repente, se dio cuenta de que algo andaba mal. Algo pasó por su mente, disipando completamente su somnolencia.

Recordaba que ayer estaba en un hotel y abrazó a un hombre que no era Jorge...

¿Quién era ese hombre? Ella no recordaba nada acerca de él, excepto un rostro apuesto débilmente. ¿Quién era?

¡Oh, Dios mío! ¡Cómo ha podido pasar esto! ¡Basta, tengo que dejar el alcohol! ¡dejar de beber!!

En el centro comercial "Isla Azul"

Lola recibió una llamada telefónica de un desconocido cuando estaba trabajando. "Hola, somos del Tribunal Popular de Ciudad Reina. ¡Por favor venga a recoger su citación judicial!"

¿Notificaciones judiciales? ¿Miguel y Rosa van a comenzar su venganza? "¿Hola, puedo saber los detalles?"

"La demandante, Rosa Fu, acusa a la parte demandada, Lola Li, de delitos como lesiones intencionales, intento de asesinato y asesinato deliberado." La voz fría del hombre en el teléfono le dio a Lola la idea de que iba a ser detenida por la policía muy pronto.

"Está bien, ya veo. ¡Gracias!". No debería desahogar su ira contra él, ya que solo era un empleado que transmitía el mensaje.

Después de dudar por un largo tiempo, Lola decidió llamar a Jorge, porque era el único que podía ayudarla. Además, Lola pensaba que Jorge no la iba a rechazar ya que era su marido.

El teléfono móvil de Jorge vibró cuando estaba hablando con Samuel Shao. Al ver la llamada de la mujercita, sonrió imperceptiblemente.

"¡Habla!"

La voz fría de Jorge hizo que Lola casi se olvidara de por qué hizo la llamada. Después que se recuperó de la mente en blanco, dijo débilmente, "Señor Si, necesito tu ayuda."

Jorge miró a Samuel, quien le estaba mirando con curiosidad. Después de toser un poco, Samuel Shao volvió a leer el documento de inmediato.

"Lo sé. No te preocupes, lo solucionaré".

¿Lo sabes? "¿Qué sabes? Ni siquiera he dicho lo que es". Lola preguntaba sorprendida.

"¿Podría ser otra cosa que no sea sobre Miguel?" Al escuchar esto Lola se sorprendió aún más porque no esperaba que Jorge sabía de todo lo que ha ocurrido.

"¡Ah! Señor Si, eres impresionante. Gracias. ¡Adiós!"

"¡Espera!"

En el momento en que Lola se apresuró a colgar, oyó su voz y se colocó nuevamente el teléfono móvil en la oreja.

"¿Cuál es mi recompensa?"

...

"Dime, ¡qué quieres!", Respondió Lola con generosidad. Le prometía lo que él pedía, porque la había ayudado mucho.

"¡Te recogeré después del trabajo esta noche!"

"¿Me recogerás? ¿Por qué?", ​​preguntó Lola inocentemente, sin darse cuenta de su intención.

Pero el hombre colgó el teléfono...

Después de mirar fijamente el teléfono móvil por un momento, Lola envió un mensaje a Ramón a través de Instagram, preguntando: "¿Pasó algo especial anoche?"

Pensando que Ramón debía estar en el trabajo también, no esperaba su respuesta y guardó el móvil en el bolsillo. Sin embargo, Ramón respondió el mensaje muy rápido, Lola se quedó estupefacta al ver lo que le había escrito. "Lola, ¿sigues viva?"

Por supuesto, pero, aún recordaba claramente de cómo Jorge la maltrataba la noche anterior. Por eso llamó para preguntar por qué Jorge se volvió tan anormal de pronto.

"Tonterías. Si no estuviera viva, ¿cómo podrí

a enviarte este mensaje?"

"Lola, qué tonta eres por dios, ¿por qué le pones los cuernos a tu marido?........tsk tsk"

"? ? ? ¡Explícate!" Lola no podía entender lo que quería decir.

Luego Ramón le respondió con un largo mensaje, describiendo lo que sucedió anoche en detalle. "¡No sabes! Tu marido se parecía a la Shura destruyendo el universo, cuando te vio en los brazos de ese hombre", agregó al final. "Sin embargo, el hombre al que abrazaste no dejaba de sonreír, creo que no era nada sencillo. Cuando dos hombres notables se encontraban y tenían conflictos, ¡tsk tsk tsk... era completamente un preludio para el día del juicio final!"

"¿Qué diablos? ¿Cómo puedes decir que yo le pongo los cuernos a mi marido? Ni siquiera conozco a aquel hombre... Solo recuerdo un poco su perfil. ¡Es guapo!"

Lola sabía aproximadamente lo sucedido. ¡Resultaba que ella incluso abrazó a otro hombre frente a Jorge y no estaba dispuesta a ir con él!

Lola se admiraba a sí misma por ser tan valiente. No era nada extraño que Jorge, la bestia en la cama, estuviera tan ansioso por poseerla por completo. ¡Por fin sabía la razón!

Cuando regresó a la tienda, todo el personal estaba ocupado recibiendo clientes. Lola sintió un poco de pena y se apresuró para continuar su trabajo.

Pero no se dio cuenta de una mujer, Lucía Zheng, la amiga íntima de Rosa. Como la segunda hija de Hank Zheng, CEO de Meilin Decoration Group, estaba trabajando para su empresa familiar. La mujer que estaba a su lado era su mejor amiga, Cindy Luo. Cindy Luo, hija menor de Carlos Luo, director ejecutivo de Beautiful Life Group.

Lucía Zheng le dio un codazo a Cindy Luo y luego señaló a Lola. "Mira, ¿ves la mujer en uniforme? ¿Es Lola?" Cindy Luo, quien estaba probándose un vestido, se miró en un espejo y descubrió que la mujer no era otra sino Lola.

Lucía Zheng sonrió desdeñosamente, porque Lola se había reducido incluso a ser una asistente de compras. Al recordar que ella rajó la cara de Rosa hacía un tiempo, Lucía Zheng llamó por teléfono a Rosa enseguida.

Después de colgar el teléfono, Lucía Zheng verificó la hora en el teléfono móvil. Como ya era casi la hora de salir del trabajo, ¡decidió disfrutar del espectáculo el día siguiente!

"Lola, una mujer sin nada, ¿Cómo se atreve a luchar contra las familias Qi y Fu? Ella es realmente una sinvergüenza despreciable", pensó.

A las 9 p.m.

Lola salió del trabajo a tiempo después de guardar el trapeador limpio en la sala de herramientas. Golpeó su cintura levemente dolorida y caminó hacia el vestuario.

Después de enviar los datos de ventas del día, Wendy inmediatamente siguió a Lola.

"¡Wendy, conduce esta noche mi motocicleta a casa! ¡Mi marido vendrá a buscarme ahora!" dijo Lola, porque recordaba que Jorge vendría a buscarla más tarde, y así Wendy no tendría que tomar el autobús.

"No, esa es tu nueva moto y soy mala pilotando motos ..." ¡Sería una pena si la choco! Wendy la rechazó después de pensarlo unas veces.

"No te preocupes. Es solo una motocicleta. Ten cuidado por el camino y listo. ¡Tengo confianza en ti!" Ella puso la llave en la mano de Wendy y comenzó a cambiarse de ropa.

"Lola, ¿estás ya casada?" preguntó otra compañera de trabajo llamada Pepi Millán, quien se estaba cambiando de ropa junto con ellas. Miraba a Lola, un poco sorprendida, ¡porque Lola parecía muy joven!

"Sí, por desgracia, ¡yo tampoco esperaba eso!" Pensando en Jorge, Lola suspiró porque el destino era realmente misterioso.

Echando un vistazo inconsciente a Lola, Wendy vio los moretones en su pecho y cuello cuando Lola se había quitado su uniforme.

Free to Download MoboReader
(← Acceso rápido del teclado) Anterior Contenidos (Acceso rápido del teclado →)
 Novels To Read Online Free

Escanea el código para descargar la aplicación Manobook.

Subir

Compartir