ManoBook > Romances > Enamorada del CEO

   Capítulo 85 Sal de aquí

Enamorada del CEO Por Bai Cha Palabras: 7421

Actualizado: 2018-12-21 14:15

Price: $0.00

ASIN:

Price: $0.00

ISBN:


El aire estaba lleno de incomodidad. Lola volteó su cabeza, sin querer enfrentarse a él. "Jefe Si, es tarde. ¡Será mejor que ya se vaya!"Jorge se burló de ella, "Lola, has lastimado a otros, mientras eres libre y sin restricciones. ¡Qué bien por ti!" Luego, procedió a pellizcar el pequeño mentón de Lola con su mano derecha. "¡Jorge Si, sal de aquí, ahora mismo!" Lola pudo liberarse de su control, ir hacia la puerta, abrirla y pedirle que se fuera. "¿Me estás pidiendo que salga? ¿Con qué derecho me lo ordenas, mala mujer?" Jorge cerró la puerta con una patada y una expresión sombría en sus ojos; y confrontó a Lola en la habitación. "¿Yo soy la mala? ¿No fui yo la que decidió divorciarse? Y me había alejado muy lejos de ti. ¿Qué es lo que quieres de mí?" Lola estaba un poco agitada cuando escuchó a Jorge llamarla una mala mujer. Y al mirar la expresión dolorosa de Lola, Jorge también se sintió incómodo. "¿Qué es lo que quiero de ti? Nunca te he culpado por eso. ¡Siempre soy lo suficientemente amable contigo! ¡Parece que has logrado encubrirte bastante bien últimamente! ¡Si vuelves a lastimar a Yolanda una vez más en el futuro, serás excluida del mundo de la farándula!" Él la miró y dijo con voz fría. Resultaba que Jorge estaba tratando de vengar a su novia. "¡Sal de aquí!" Lola señaló en dirección hacia la puerta, con ojos de color rojo. Ella no quería ver al hombre ni un segundo más. "¿Salir de aquí?" Jorge envolvió sus manos alrededor de la cintura de Lola. Sin cuidado, Lola tropezó y cayó en los brazos del hombre. "Jorge, no tenemos nada que ver el uno con el otro. ¡Si te atreves a tocarme, te demandaré!""¡Inténtalo, de aquí no me iré hoy!" Jorge la llevó por la cintura y pateó la puerta de la habitación de Lola para abrirla. "¡Bastardo, suéltame!" Lola estaba realmente enojada. ¿Por qué él debería molestarla una vez más? Un exmarido, a quien no le importaba la vida de Lola, todavía coqueteaba con ella. ¿No era esto lo suficientemente insultante? Jorge la controló, ignorando sus protestas. Una noche desvelada... Cuando Lola se despertó al día siguiente, vio que estaba sola en el dormitorio. El olor a crema de baño permanecía en el aire, y a su cuerpo le afectab

ra mismo. Ahora que me ha pavimentado tan buen camino en el mundo de farándula, debo de cumplir con sus expectativas. Me centraré en mi actuación." Ella estaba con Jorge ayer, ¿cómo podría tener el ánimo de ver a otro hombre? Tomás sacudió la cabeza y sonrió. "Bueno, entonces toma un descanso. Haz tu mejor esfuerzo en la filmación de mañana. ¡Yo también tengo trabajo que hacer!" Él no quería acorralarla. Lola se sintió aliviada después de que Tomás se fue. Él siempre le daba una especie de sentimiento opresivo. "¡Asegúrate de ganar buen dinero en el futuro y luego pagarle!"En este momento, Lola escuchó una llamada a la puerta. Miró a través del ojo de la puerta y vio a Manolo. Cuando Lola la abrió, Manolo estaba apoyado contra el marco de la puerta, con una sonrisa radiante en su rostro. "Buenos días, famosa estrella." Lola se apoyó contra la puerta y lo miró. "Mi casa está en el País A. Pasa por allá cuando quieras." Manolo fue directamente a la suite presidencial, miró a su alrededor y asintió con satisfacción. Lola se quedó sin poder hablar. ¿Manolo era siempre tan hospitalario? "¿Puedo ayudarle?" Lola dejó la puerta media abierta. "Sí, tengo que preguntarte algo. Cuando estabas en la Ciudad D, tú y Laura tenían el título de ser bellezas de la clase alta. Tú estás aquí. ¿Qué hay de ella?" Manolo se acercó a Lola, la cual se estremeció. "¿Cómo rayos sé dónde estaría ella?" Lola giró sus ojos ante Manolo, el cual actuaba como un niño.

Free to Download MoboReader
(← Acceso rápido del teclado) Anterior Contenidos (Acceso rápido del teclado →)
 Novels To Read Online Free

Escanea el código para descargar la aplicación Manobook.

Subir

Compartir