ManoBook > Romances > Enamorada del CEO

   Capítulo 93 Alguien que estaba decidido a irse

Enamorada del CEO Por Bai Cha Palabras: 8330

Actualizado: 2018-12-25 14:15

Price: $0.00

ASIN:

Price: $0.00

ISBN:


Lola no podía entender lo que significaban las dos imágenes en la mitad superior del informe, pero definitivamente podía entender las palabras a continuación: Informe de ecografía: embarazo intrauterino de aproximadamente 12 semanas 0 días AOG. El mismo resultado que indicó la prueba de embarazo esa mañana. Tres meses... Ella había estado embarazada durante tres meses. En realidad, el resultado no le sorprendió, ya que Jorge nunca usó condón ni le permitió tomar píldoras anticonceptivas. Quería que le diera diez hijos... "Pero ¿qué se supone que debo hacer con este bebé?" Estaba perdida en sus pensamientos. Después de revisar el informe de Lola que demostraba que ella y su bebé estaban perfectamente sanos, la médica le recomendó ingerir alimentos más nutritivos. Además, dado que Lola había abortado una vez, la médica le indicó que descansara más y no realizara esfuerzos. Lola se sentó en su cama y leía el informe. Iba a ser madre otra vez. Se preguntaba si debería decirle a Jorge sobre el bebé. Después de una profunda consideración, ella decidió criar al bebé por su cuenta sin decirle nada. Después de todo, estaban divorciados. El bebé no tenía nada que ver con él. Había perdido un bebé antes, así que se propuso ser más cuidadosa esta vez. Luego cogió su teléfono y llamó a su gerente. El gerente quedó impactado cuando Lola le dijo que quería renunciar... Aunque Lola anteriormente fue una súper estrella, era buena y trabajaba muy duro. Sería una gran pena perder a Lola. Lola solo explicó que tenía algunas cosas personales con las que lidiar. El gerente trató de persuadirla. Pero Lola parecía estar decidida. El gerente no dijo nada más, pero le pidió a Lola que fuera a la compañía por su liquidación. Jorge vino a la casa de Lola algunos días después. Tocó y tocó, pero nadie respondió. Luego, se encontró con Ramón, quien fue a la casa de Lola a recoger cosas y lo obligó a decirle dónde estaba Lola. Ramón le dijo que Lola se había alejado. Pero él tampoco sabía dónde estaba. Era la primera vez que Jorge experimentaba esa sensación de angustia cuando su amada desapareció de repente. Estaba terriblemente deprimido. Se dio cuenta de que una persona que afirmaba irse en realidad no iría muy lejos. Pero alguien que estaba decidido a irse se iría en silencio sin despedirse. Lola actuó como la segunda persona... Quince días después, Jorge y Yolanda se comprometieron. Su fiesta de compromiso fue lujosa y asistieron muchos medios de com

o estaba en un desastre. No sabía qué decir, así que solo asintió inconscientemente. Al verla asentir, Yonata se levantó de inmediato y se dirigió al patio para hacer una llamada telefónica. Manolo persuadió a Lola para que se mudara a la casa de Yonata. Cuando salieron, el estrecho callejón estaba lleno de vecinos que se reunían alrededor del auto de Yonata. Todos los vecinos querían echar un vistazo a ese auto de lujo que solo podían ver en la televisión. El compromiso de Jorge y Yolanda y la noticia de su verdadera familia dejaron a Lola sin dormir esa noche. Antes del mediodía del día siguiente, Manolo subió las escaleras y le dijo que su abuelo y sus padres estaban aquí. Lola siguió a Manolo por escaleras abajo. Su abuelo, el anciano que siempre había sido serio, miraba con entusiasmo a Lola caminando hacia abajo. Su madre, Angie, que llevaba un uniforme militar, apretó la mano de Harold. Esa dama de hierro generalmente seria, se convirtió en una madre amorosa y sentimental en ese momento. No pudo evitar llorar en el momento en que vio a Lola. Lola tiró de la ropa de Manolo mientras estaba de pie frente a esos tres ancianos, "Hola. ¡Soy Lola!"Angie dio un paso adelante y en un segundo sostuvo a Lola en sus brazos. ¡Era la hija que había estado buscando durante los últimos veinte años! "Lola, mi niña. Por fin te encontramos. ¡Gracias a Dios!" Al ver un sin fin de lágrimas corriendo por la cara de Angie, Lola levantó las manos y respondió al abrazo de su madre con cautela. Confiaba en que la mujer era su madre biológica, porque la emoción y la felicidad en sus ojos en ese momento era tan real. Lola se conmovió.

Free to Download MoboReader
(← Acceso rápido del teclado) Anterior Contenidos (Acceso rápido del teclado →)
 Novels To Read Online Free

Escanea el código para descargar la aplicación Manobook.

Subir

Compartir