ManoBook > Romances > Enamorada del CEO

   Capítulo 874 Hablaré con mi suegro

Enamorada del CEO Por Bai Cha Palabras: 7623

Actualizado: 2019-04-21 00:17


"Bien, le daré la oportunidad de presentarse a una entrevista. Pero no interveniré en su reclutamiento", dijo Daniel. Irene fue la única, en la historia de Grupo SL, que había sido contratada gracias a las relaciones internas en la empresa.

"Está bien, si obtiene el empleo, por favor, dale más oportunidades y deja que te ayude más con tu trabajo", dijo Irene. Ahora Irene se sentía arrepentida de no haber elegido una carrera en administración de empresas. Si no, ella podría ayudar a Daniel.

Aunque había trabajado con el Grupo SL, fue solo por un período corto y solo podía hacer tareas mínimas y básicas. Apenas podía comprender los importantes asuntos comerciales de Daniel.

Daniel miró con afecto a esta niña inocente, y pensó que nunca podría encontrar a otra mujer tan tonta como ella en este mundo.

¿Qué clase de mujer le pediría a su propio hombre que contratara a otra mujer para estar con él?

¿Acaso es una prueba de Irene para probar la confianza de Daniel? ¿Por qué estaba acercando a su mejor amiga a él?

¡Quizás ella pensó que el mejor trabajo era quedarse al lado de Daniel! ¡Dios! ¡Esta chica estupida!

"Pero..." Daniel comentó: "Puede que no sea lo mejor para Estela Zheng ser mi secretaria o asistente". Trató de hacerla entrar en razón.

Irene pensó que sus palabras significaban que no creía en lo que Estela era capaz de hacer, así que apretó su palma con fuerza y le garantizó. "Estela será genial para el trabajo. ¡Puede soportar cualquier cosa! Siempre la vi leer libros hasta las dos de la mañana cuando estábamos en la universidad". Irene admiraba enormemente a Estela y su capacidad de resiliencia.

"No, Irene", explicó Daniel, con un suspiro, "Lo que quise decir es que Estela es mujer, la mejor amiga de mi amada mujer, ¿no crees ...?" Antes de que pudiera pronunciar las palabras "podría prestarse a malos entendidos", Irene frunció los labios y miró a Daniel con molestia.

"Si no estás dispuesto a darle la oportunidad, entonces olvídalo. ¡La mantendré en mi pastelería!" dijo Irene. Irene no comprendía a Daniel en absoluto. Solo pensaba que a Daniel no le gustaba Estela, que dudaba de sus habilidades.

Daniel pudo sentir su frustración, así que suspiró y dijo: "No te enojes. Haremos lo que tú digas".

Daniel pensó

durante mucho tiempo. Daniel y ella aún no habían puesto una etiqueta en su relación, a pesar de que habían estado juntos por tanto tiempo.

Cuando Estela escuchó que Irene y Daniel podrían estar en una relación romántica, su emoción desapareció.

"¿Pero Daniel no está con... Adele Song?" preguntó Estela.

"¡Sí, pero me prometió que rompería con ella!" respondió Irene. El requisito de Irene era simple. Mientras Daniel rompiera todas sus relaciones con otras mujeres, estaría dispuesta a quedarse con él.

"Bueno, Irene. ¿Cuánto tiempo han... estado juntos?" preguntó Estela.

"Hemos estado juntos... Déjame pensar... ¡por menos de seis meses!" dijo Irene. Irene contó desde el día en que perdió su virginidad con él.

Los ojos de Estela seguían mirando su computadora, sin moverse ni un centímetro. Recordó que Irene le dijo que no tenía nada que ver con Daniel.

Se preguntó cómo se habían convertido en pareja.

"¿Estela?" Ella guardó silencio, lo que hizo que Irene la llamara por su nombre.

"Uhm, voy a lavar mi ropa. Debería colgar ahora", respondió Estela. Estaba alarmada, así que quería terminar la llamada inmediatamente.

"Espera. Tengo otras cosas que decirte. Mañana me voy a EE.UU., ¡así que cuídate bien aquí! Si alguien del Grupo SL se pone en contacto contigo, ve y acude a la entrevista. ¡No te preocupes por mi tienda! Ten esto en cuenta, ¿de acuerdo?" Irene continuaba diciéndole a Estela que fuera a la entrevista. Estaba preocupada de que se perdiera esta buena oportunidad.

Free to Download MoboReader
(← Acceso rápido del teclado) Anterior Contenidos (Acceso rápido del teclado →)
 Novels To Read Online Free

Escanea el código para descargar la aplicación Manobook.

Subir

Compartir