ManoBook > Romances > Enamorada del CEO

   Capítulo 1128 Su sonrisa

Enamorada del CEO Por Bai Cha Palabras: 7592

Actualizado: 2019-06-06 00:07


La gente comenzó a chismear acerca de cómo Daniel solía serle infiel a su esposa.

Estrella Si dio a luz tres días después del funeral, y el bebé que esperaban que fuera una niña, resultó ser un varoncito de ocho y media libras de peso, lo que tomó a todos por sorpresa.

Gonzalo, dándole una larga calada a un cigarrillo, tomó una decisión. ¡Estaba decidido a tener una hija!

...

Irene llegó al hospital acompañada de Lola, y cuando vio al bebé envuelto en una manta, desplegó una sonrisa como no se le había visto en mucho tiempo.

Estrella la consoló mientras la tomaba de las manos, tratando de persuadirla de que tuviera confianza en Daniel.

Irene asintió. Ella quería confiar en él, pero al día siguiente, vio una foto que destruyó esa confianza. En dicha foto, se veía a una chica saliendo de donde vivía Daniel.

Se encontraba tranquila y relajada cuando la vio, pero por un instante, no pudo evitar llenarse de rabia. ¿Por qué no la había llamado?

Él no tenía idea del dolor que la embargaba en ese momento. Su bisabuela acababa de fallecer, y él se encontraba lejos, fuera de su alcance.

¡Si no hubiera sido por su familia y por su bebé, definitivamente hubiera sufrido una crisis nerviosa!

Cuando cumplió seis meses de embarazo, recibió un pequeño objeto de parte de Jorge. Tuvo que pensar por un momento antes de que pudiera deducir qué era.

Se trataba de un buda de jade. Ella había conseguido ese jade especial un par de años atrás en un templo en África cuando fue a visitar a Bill.

En ese entonces, le había dicho a Daniel que se lo diera a Valentina si ella realmente quedaba embarazada, pues quería desearle el bien a ella y a su hijo.

También le había dicho que se lo devolviera para más tarde en caso de que Valentina no quedara embarazada.

Y ahora, Daniel sí se lo devolvió.

"Papá, ¿él te dio esto?", preguntó con los ojos puestos en el Buda de jade. Su nariz se había contraido.

Jorge negó con la cabeza. "No. Martín me llamó. Dijo que había sido idea de Daniel", de modo que él había ido a buscarlo a la Mansión No. 9.

"Ya lo veo..." De pronto todas sus esperanzas se hicieron pedazos.

Ella siguió esperando a que él volviera... Pasó la primavera, y llegó el verano... Finalmente, llegó el otoño.

Cuand

mujer en la parte trasera del auto, mientras que Lola se sentó enfrente. Instantes después, el vehículo salió a toda prisa hacia el hospital.

Irene se aferró a su marido con la cabeza en sus brazos, gimiendo ligeramente de vez en cuando.

"Irene, ¡¿te duele?!", preguntó él.

Después de terminar de hablar con Gonzalo por teléfono, Lola dijo, "¡Por supuesto que le duele, tonto!", antes de que Irene pudiera responder, continuó, "¡dar a luz es la cosa más dolorosa del mundo!"

Él se subió las mangas y le puso su brazo delante de la boca. "¡Irene, muérdeme!", a lo que Irene se negó. '¡Él ha vuelto! En verdad ha vuelto...' ...

Quería darse una mordida para comprobar que no fuera un sueño, así que abrió la boca y trató de morderse el brazo, pero Daniel no la dejó.

Entonces, de pronto sus labios rojos fueron cubiertos por los de él. Ella no estaba dispuesta a dejarlo ir, así que le rodeó el cuello con los brazos.

Las voces desde la parte trasera del coche de repente dejaron de escucharse, y Lola estaba a punto de ver qué estaba pasando... Pero entonces una idea vino a su mente, de modo que sólo sonrió y prefirió no mirar.

Aquel beso apasionado duró bastante tiempo, pues él no dejó de besarla sino hasta que llegaron al hospital.

Entonces la colocó en la mesa de operaciones que Gonzalo ya había preparado. Después de discutir un poco, Gonzalo cedió. Llevó a Daniel a una habitación donde podría ponerse ropa estéril. Cuando lo hiciera, él lo dejaría entrar en la sala de partos.

Free to Download MoboReader
(← Acceso rápido del teclado) Anterior Contenidos (Acceso rápido del teclado →)
 Novels To Read Online Free

Escanea el código para descargar la aplicación Manobook.

Subir

Compartir