ManoBook > Romances > Enamorada del CEO

   Capítulo 1163 ¿Por qué aún sigues aquí

Enamorada del CEO Por Bai Cha Palabras: 7630

Actualizado: 2019-04-13 04:04


Sofía se sorprendió cuando vio a Colin acostado en la cama: ''Señor Li, ¿estás sin hogar?''.

"No me iré. No lo haré hasta que te disculpes''. Colin se incorporó, se quitó la chaqueta y luego los zapatos.

Sofía se tragó su sarcasmo y lo agarró del brazo para que se detenga: ''¡De acuerdo! ¡Bueno! ¡Muy bien! ¡Bien, lo siento mucho! ¡No debí llamarla a tu madre! ¡Discúlpame!".

Ni siquiera podía creer lo que veían sus ojos. '¿Cómo es que un Director Ejecutivo regional se comportó como un niño?'.

Colin sonrió, apartó su mano y continuó quitándose los zapatos: ''Ve y tráeme un poco de agua.

Necesito lavarme los pies''. ''No. Vete a tu casa. Ya me disculpé''.

''Bueno, ya que sabes que te equivocas, debes compensarme por tu error. Estoy muy cansado ahora y no quiero moverme. Además, estamos casados, así que tu cama es mi cama''. Colin se quitó los zapatos y se recostó sobre las suaves almohadas de la cama. Una leve fragancia lo envolvió. Suspiró de satisfacción mientras se acomodaba.

Mientras que Sofía se tiraba de su cabello con desesperación. '¿Por qué era tan difícil sacarlo de aquí?'. Sofía se quedó pensativa e intentó idear un plan.

''Mi cama es muy pequeña y dura como una roca. Es bastante incómoda y no creo que puedas dormir de manera confortable''. Sofía trató de convencerlo de que cambiara de opinión.

Colin cerró los ojos y respondió con calma: ''Dormí en las barracas antes.

¡Las camas eran mucho más pequeñas y duras que esta!''.

Sofía ahora sabía que Colin jugaba con ella. "¡No tengo ningún artículo de tocador de repuesto!''.

''Puedo usar los tuyos.

No me importa si están usados''. ''No, solo vete de mi casa''. La joven ya no quería andar con rodeos.

''Sofía, ya la hiciste enojar a mamá. Si me obligas a salir de tu casa esta noche, la llamaré y le diré que siempre intentas deshacerte de mí. ¿Con quién crees que mi madre estará más enojada?''. Colin sonrió y le hizo sentir a Sofía el sabor de su propia medicina.

La joven sabía que Colin era consciente de sus debilidades. Wendy era el punto débil de Sofía. La joven tenía miedo de hacerla infeliz.

''Muy bien, duerme entonces. Te dejaré en paz''.

''¿A dónde vas?''. Le preguntó Colin y salió de su posición cómoda.

''Me voy a un hotel, no me quedaré

Colin no se movió hacia atrás, sino que la acomodó debajo de él. ''¿Por qué? Sofía Lo, enséñame. Muéstrame lo que puedes hacer, podría aprender una cosa o dos''.

La besó en los labios antes de que Sofía pudiera responder.

Un ambiente romántico envolvió la habitación tranquila.

Sofía trató de empujarlo con toda su fuerza, pero fracasó. El dulce sabor del vino en su boca también la embriagó.

Justo cuando Sofía estaba a punto de darse por vencida, el teléfono de Colin sonó repentinamente y les impidió seguir adelante.

La mujer rápidamente lo apartó y se acomodó debajo de la colcha. Sus sentidos la inundaron de nuevo.

Colin aspiró su dulce aroma y cerró los ojos con mucha rabia como si sufriera un gran dolor. ¡Maldición! ¡Quién diablos era ese! ¡Quién demonios se atrevió a llamarlo a esta hora!

El teléfono seguía sonando. Colin apretó los dientes cuando vio el identificador de llamadas en la pantalla. Luego lo atendió: ''¡Helge!''.

El hombre pudo descifrar por su tono de voz que Colin estaba probablemente en medio de algo. "¡Oh, no, lo siento! No quise interrumpir. Algo le pasó a Leila. La apuñalaron durante la filmación...''.

''Entonces, ¿qué tiene eso que ver conmigo?''. Dijo Colin con frialdad.

''Amigo, ella te llama 'hermano mayor', después de todo''. Helge bromeó.

''Hombre, ¿te das cuenta de que ya estoy casado? ¿Cuál es tu punto contándome sobre otras mujeres?''. Colin apretó los dientes con furia. 'Si Helge estuviera aquí, le rompería la nariz', pensó Colin.

Free to Download MoboReader
(← Acceso rápido del teclado) Anterior Contenidos (Acceso rápido del teclado →)
 Novels To Read Online Free

Escanea el código para descargar la aplicación Manobook.

Subir

Compartir