ManoBook > Romances > Enamorada del CEO

   Capítulo 1307 El aroma de su mamá

Enamorada del CEO Por Bai Cha Palabras: 7491

Actualizado: 2019-05-15 00:07


El rostro de Mario se afligió. Él respondió: "Dile a Colin que no necesitamos su ayuda".

Wade sonrió, "Está bien, Sr. Pei. Transmitiré el mensaje al Sr. Li Los dejaré tranquilos entonces, señor Pei y señorita Lo. Cuídese, señorita Lo".

"Gracias. Señor Ji. Tenga cuidado", Sofía le devolvió una sonrisa.

Mario llevó a Wade hacia la salida. Una vez que salieron de la sala, la expresión de indiferencia de Sofía se desvaneció. Sintió un repentino dolor que se extendía desde su pecho izquierdo.

Después de tantos años, todavía sentía cómo se le rompía el corazón cada vez que recordaba a Colin, especialmente cuando él hacía cosas como enviar a Wade.

Por la tarde, Sofía salió del hospital. Mario la acompañó a la casa de la familia Lo, y ella le pidió que la dejara sola.

El País A era grande. Uno difícilmente podía encontrarse con personas que conocía, pero no era lo suficientemente grande como para que tales encuentros no sucedieran.

Cuatro semanas después de la cena, Sofía no había vuelto a ver a Colin.

Sin embargo, cuando fue a trabajar a la tienda de ropa en el centro comercial de su empresa, se encontró con Wendy y... con el hijo de Colin

Dentro de la tienda, Sofía estaba colocando cuidadosamente sus diseños en los maniquíes. De repente, una voz familiar habló, "Sofía".

Muy emocionada, rápidamente se dio la vuelta y vio a Wendy sonriéndole.

Justo a su lado, un lindo niño llamó la atención de Sofía.

Ella se quedaba mirando al niño, mientras él y Wendy se acercaban a ella.

Después de verlo más de cerca, Sofía estaba segura de que el niño era hijo de Colin porque tenía los mismo rasgos de él.

El niño también se quedaba mirando a Sofía. Sus grandes ojos miraban directamente a los de ella. Por alguna razón, el corazón de Sofía comenzó a palpitar.

Una extraña sensación se apoderó de ella. Sofía se agachó frente al niño, lo miró a los ojos y dijo: "Hola..."

"Hola, tía. ¿Ya te he visto antes?" El chico le devolvió el saludo.

El latido del corazón de Sofía se aceleró. Ella sonrió, "¿Ya nos conocíamos? Tú también me pareces familiar. Debo haberte visto antes en alguna parte".

Pero Sofía sabía que era la primera vez que veía al hijo de Colin.

Wendy se hizo a un lado en

o, Sofía se sintió un poco triste. Colin debía odiarla mucho...

"Sofía, no te des por vencida. Colin todavía se preocupa por ti. Te lo puedo decir por la forma en la que se comporta". Wendy tomó la mano de Sofía y se lo aseguró solemnemente.

Sofía negó con la cabeza. Ella estaba totalmente consciente de que ya no le importaba a Colin. Y aunque incluso así fuera, él ya estaba comprometido con Dolores. No había nada que ella pudiera hacer.

Ambrosio no entendía mucho de su conversación, pero sabía que Sofía estaba triste. Para consolarla, sostuvo a Sofía por la manga y le preguntó: "Tía Sofía, ¿puedo invitarte a cenar?"

Al oír lo que había dicho, Sofía sonrió. "Claro, pero yo pago la cena".

Después de ponerse de acuerdo para la cena, se despidieron el uno del otro. Sofía volvió al trabajo y para cuando terminó, ya eran las 6 de la tarde.

Sofía rápidamente recogió sus cosas y se dirigió hacia el parque de diversiones. Era el lugar que Ambrosio había elegido como punto de encuentro.

Cuando llegó al parque, Wendy y Ambrosio ya estaban adentro. El joven muchacho vio a Sofía cuando llegó. Dejó escapar un grito alegre: "¡Tía Sofía! ¡Aquí estoy!"

Sofía sonrió y trotó hacia ellos. Wendy se rió entre dientes, "No podía esperar para verte. ¿Cómo te fue en el trabajo?"

"Bastante bien, tía. Ahora pequeño Bario, ¿qué quieres cenar?" Sofía le preguntó con una sonrisa.

Ambrosio saltó del carrito y él le dijo: "¿Qué quieres tú, tía Sofía? ¡Las damas primero!"

Free to Download MoboReader
(← Acceso rápido del teclado) Anterior Contenidos (Acceso rápido del teclado →)
 Novels To Read Online Free

Escanea el código para descargar la aplicación Manobook.

Subir

Compartir