ManoBook > Romances > Enamorada del CEO

   Capítulo 1546 Solía besarla mucho

Enamorada del CEO Por Bai Cha Palabras: 6082

Actualizado: 2019-05-16 03:03


"Bueno, no tengo prisa. Solo tomate tu tiempo". Sabiendo que pronto vería a Álvaro, Ángela saltó de alegría.

"Está bien", respondió Álvaro y terminó la llamada.

Ángela comprobó la hora, se levantó del sofá y le dijo a Nancy, "Ahora debo irme".

"¿El doctor Gu llegó?", preguntó Nancy. Las dos chicas se abrazaron, renuentes a separarse.

Ángela le dio un fuerte beso en la mejilla y le dijo, "Llegará pronto".

Nancy estaba a punto de decir algo más cuando fue interrumpida.

"¿Qué están haciendo?", en la puerta, Simón preguntó en tono serio. Acababa de regresar del trabajo y vio a las dos chicas abrazadas.

¡También vio a Ángela besar a su Nancy! ¡Eso lo puso celoso!

Las dos chicas simultáneamente voltearon hacia él mientras aún se abrazaban. Simón miraba a Ángela como si fuera su enemigo.

Ángela pensó, 'Simón es realmente aburrido. ¿No es mi Álvaro mucho más adorable que él? ¡Eh!'.

Luego, deliberadamente puso sus brazos alrededor del cuello de Nancy y la sujetó contra su pecho. Ella volvió a besar su mejilla y dijo, "¿Qué estamos haciendo? Me estoy aprovechando de ella como ves".

"Ángela, para..." Nancy se había vuelto tan tímida que agachó la cabeza.

Simón se cambió los zapatos y los dejó a un lado. Agarró a Ángela por el cuello y la empujó hacia el porche. "Cambia tus zapatos," dijo, "y ve a besar a tu Álvaro. Nancy no es alguien que puedas deshonrar!"

"¿No sabes que soy mujer?" Preguntó Ángela.

La reacción de Simón fue exagerada, como si acabara de encontrar a su esposa engañándolo con un extraño en la cama.

Entonces Simón hizo lo que Ángela le hizo a Nancy. Envolvió a Nancy con los brazos y le dijo a Ángela con frialdad, "Sé que eres mujer y sé que tienes potencial para ser lesbiana."

Ángela se quedó asombrada.

Así fue Nancy. Ambos permanecieron e

ela", dijo Nancy, "envíame un mensaje cuando vuelvas..." Luego Simón empujó a Nancy de vuelta al apartamento y cerró la puerta.

Álvaro no soltó a Ángela hasta que salieron del edificio. Tomó una botella de agua que había en el auto para Ángela y le dijo, "¡Enjuágate la boca!".

"¿Por qué?", ella estaba confundida.

"Porque besaste a Nancy", dijo Álvaro, mirándola de reojo.

"... ¡Solía besarla mucho!" Ángela admitió que la besó, pero no estuvo de acuerdo en enjuagarse.

Álvaro inmediatamente abrió la botella y se la dio, sin tener en cuenta su antipatía hacia ella. "¡Tómalo!".

... Ángela se vio obligada a enjuagarse la boca. Luego limpió el desbordamiento con un pañuelo que Álvaro le entregó.

Álvaro tomó la botella y la acompañó a su asiento en el auto.

Luego limpió sus labios rojos con el grosor de su palma y dijo, "¡No beses a nadie más!".

Ángela estaba a punto de decir algo cuando Álvaro interrumpió con "¡Ni siquiera a Nancy!".

Ángela casi se ahogaba con el agua. Ella ajustó su respiración y preguntó, "... Usted dijo 'nadie', así que ¿ni siquiera a usted?".

Álvaro no se molestó en responder, pero siguió frotándose los labios con el pulgar. Se contuvo de besarla.

Free to Download MoboReader
(← Acceso rápido del teclado) Anterior Contenidos (Acceso rápido del teclado →)
 Novels To Read Online Free

Escanea el código para descargar la aplicación Manobook.

Subir

Compartir