ManoBook > Romances > Enamorada del CEO

   Capítulo 1571 Símbolo de amor

Enamorada del CEO Por Bai Cha Palabras: 9188

Actualizado: 2019-05-21 00:39


Después de sentarse en la mesa principal, junto con la Primera Dama más honorable que había en la región, Ángela la escuchó charlar con Estrella en silencio. Un rato después, la primera dama se volvió hacia Ángela y le dijo: "Recientemente escuché un rumor que decía que te regalaron una perla del Mar del Sur, esta es una de las perlas más famosa del mundo, y tengo que preguntarte, ¿Es verdad?"

Sus palabras llamaron la atención de muchas personas; ahora todos tenían los ojos puestos en Ángela y esperaban escuchar su respuesta.

"¿Tiene la perla en su poder?"

"¡No sería nada extraordinario, después de todo ella es la heredera del Hospital Privado Si!"

"Yo escuché que la Perla del Mar del Sur había sido comprada por una persona muy poderosa en la ciudad de J".

.. ...

La perla blanca del Mar del Sur era del tamaño de un puño, y ya fuese en el país C, en Shine Empire, o en el país A, este era el tema de moda últimamente.

Después de un rato, Ángela asintió con honestidad, realmente ella no esperaba que la esposa del presidente supiera esta información, y mucho menos que le preguntara al respecto.

La esposa del presidente asintió y no dijo nada más.

En su lugar, una señora que estaba a su lado, y que llevaba un rato observando a Ángela, le habló para hacerle una pregunta que había estado en boca de todas las personas que sabían acerca de la Perla del Mar del Sur. "¿Ángela tienes en mente vender la perla en algún momento? El dinero no es problema... "

"¿Dinero? ¿Por qué habla de dinero?", Irene se rió con sarcasmo, mientras comía unas semillas de girasol.

Ángela era una persona sencilla, sin hipocresía y no estaba acostumbrada a evadir las cosas; así que respondió de inmediato: "Lo siento, pero esta perla me la dio alguien que es muy importante para mí, y me gusta tanto que nunca la venderé".

¿Cómo podría darle la perla a alguien más? Era un regalo de Álvaro.

La bella dama no esperaba que Ángela rechazara su oferta, se veía un poco avergonzada, y se obligó a decir:" A la esposa del presidente parece que también le gusta..." "¿Puede la señorita Ángela renunciar a ella?".

La esposa del presidente miró a la dama con reproche, "Bueno, la señorita Ángela ha dicho que le gusta mucho, y eso significa que no podemos obligarla..."

En su mirada había reproche, pero su tono de voz era conciliador.

¿Cómo podía Ángela no darse cuenta de la situación? Después de llevarse un trozo de ciruela a la boca y masticarlo lentamente, ella respondió: "Bueno... ... Seguramente nuestra Señora es sensible, a diferencia de ti, pues yo ya había dicho que nunca me separaría de la perla, pero aún así insististe en pedirla. Sé que no tienes malas intenciones, o al menos eso creo, sin embargo algunas

ién es él?" "¡Qué hombre tan guapo!" "Pero mira, ¡Qué familiar se me hace!"

"Qué hombre tan guapo, lo sé, es Álvaro, ¡El doctor más brillante de Shine Empire!"

"Dios mío, ¿Cómo puede ser tan guapo?" "¡Oh!" "¡Mi corazón va a explorar en mi pecho!"

"Debe haber venido a buscar a alguien que conoce, ¿Pero a quién?" "¿A quién busca?" "¿A mí?"

... ...

Cientos de mujeres como estas, alejadas de cualquier sentido de amor verdadero hacia sus amargados esposos, le abrieron paso de inmediato al hombre de traje. Ángela estaba bebiendo un té helado de Long Island, cuando de repente se atragantó, la emoción que le había generado este hombre era impresionante e irreal.

Después de un episodio de intensa tos, su cara se puso roja...

Ella se frotó sus ojos con incredulidad, era difícil imaginar como el hombre que se suponía debía estar en el país J en ese momento, había aparecido de repente ante sus ojos.

Álvaro junto con dos asistentes, se paró frente la mesa de la Primera Dama, miró una a una las mujeres que estaban frente a él y les dijo cortésmente: "Lamento mucho molestarlas señoritas, disculpen la intromisión. Esposa del Presidente, estoy aquí para ver a alguien que conozco".

Ella conoció a Álvaro tiempo atrás, cuando fue de viaje a Shine Empire para una entrevista, allí había padecido una enfermedad repentina, y fue Álvaro quien le dio el tratamiento indicado para vivir una vida plena y hermosa.

Álvaro tenía un hermoso rostro, era tan guapo que era imposible olvidarlo fácilmente.

La esposa del presidente era una mujer de mediana edad, que se deleitaba contemplando la belleza de aquel hombre, antes de terminar de contemplarlo, alguien le susurró algo. Ella se dirigió a Álvaro con una sonrisa, "¡Dr. Gu! Es muy amable de su parte, pero ¿A quién buscas? ¿Es alguna dama aquí presente?".

Free to Download MoboReader
(← Acceso rápido del teclado) Anterior Contenidos (Acceso rápido del teclado →)
 Novels To Read Online Free

Escanea el código para descargar la aplicación Manobook.

Subir

Compartir