ManoBook > Romances > Enamorada del CEO

   Capítulo 1649 Ya no te apegarás a mi esposa.

Enamorada del CEO Por Bai Cha Palabras: 7279

Actualizado: 2019-06-06 00:17


Después de escuchar las palabras de Galo, Simón y Álvaro lo miraron con desprecio. Al ver la sonrisa tétrica de Galo, Simón le dijo: "Cuñado, ¿necesitas mi ayuda para encontrar a una joven que mitigue tus deseos sexuales?".

Galo se enderezó de inmediato y se limpió la garganta: "Soy un caballero, ¡no me tiñas con tus malos pensamientos!"

... Antes de entrar en el ascensor, Álvaro y Simón miraron a Galo, lo miraron con más desdén.

En la casa de la familia Gu, luego de regresar de la habitación de Lily, Ángela yacía en la cama jugando con su teléfono celular, y pensó: '¿Por qué Álvaro aún no está en casa? Ya son más de las diez de la noche'.

No se atrevió a molestarse en llamarlo porque todavía podría estar operando a un paciente.

Cuando Ángela terminó de revisar su Twitter, eran casi las once. Entonces, se levantó para beber un poco de agua abajo y

tan pronto como abrió la puerta de la habitación, un hombre entró.

Ángela lo miró más de cerca, para asegurarse de que el hombre que abrió la puerta fuera su esposo, Álvaro. "Ala, ¡has vuelto!", Ella corrió emocionada a abrazarlo.

Pero... Álvaro apestaba a vino, así que Ángela levantó la cabeza y lo miró con curiosidad, "¿Bebiste?".

Álvaro asintió con una sonrisa, "Sólo un poco. ¿Por qué estás durmiendo?"

Álvaro levantó a Ángela. Luego, resistió la tentación de besarla y la dejó sobre la cama.

"Tengo un poco de sed, estaba a punto de ir a buscar un vaso de agua y entraste". Ángela puso sus brazos alrededor del cuello de Álvaro, sin querer que se vaya.

Así que Álvaro no tuvo más remedio que apoyar su cuerpo sobre el de Ángela. Luego, le besó el rostro y le dijo: "Déjame ir a buscártela".

En base a su comportamiento, Ángela pude ver que no estaba dispuesto a besarla por el olor del vino en su aliento, y aún no se había cepillado los dientes.

¡Ay! Alguien era peor que su padre por su obsesión con la limpieza, y ese alguien era su marido.

"No te molestes, lo haré yo misma. Solo ve a limpiarte". Ángela pensó que podría ir a buscar un vaso de agua cuando Álvaro tomara un baño.

"¡Cariño, espérame!", Álvaro insistió en traerle un vaso de agua antes de entrar al ba

us accesorios no la hacían parecer vieja.

Era joven, pero la gente podía sentir su dignidad por las exquisitas joyas que llevaba. En ese momento, parecía una princesa elegante.

Llevaba un par de sandalias de tacón llenas de cristal, que estaban de moda este año. Junto con Álvaro, caminaron hacia la multitud.

El traje de él era negro, con una camisa blanca y una corbata oscura debajo. En el lado izquierdo de su pecho, llevaba un broche decorado con perlas.

Había supervisado y diseñado personalmente el magnífico lugar, y también se vestía según el gusto de Ángela.

Él la amaba y uno podía verlo a partir de estos pequeños detalles.

A Ángela le encantaban las perlas, así que él llevaba el broche de perlas que ella le había regalado.

También hizo todo lo posible para encontrar las perlas más preciosas del mundo y luego hizo que las perlas se convirtieran en accesorios antes de dejar que ella las usara.

Además de eso, decoró la invitación con perlas antes de enviarlas a sus familiares y amigos.

...

A ella no le gustaban los patrones de flores y las rayas, así que Álvaro tiró todas sus corbatas con esos patrones.

A ella no le gustaba comer pollo, así que esta noche no había pollo en el menú.

Tampoco le gustaba el color verde, así que Álvaro se aseguró de que no hubiera nada de color verde en el lujoso lugar. Incluso les pidió a los invitados que no usaran nada verde, ya fueran vestidos o joyas.

...

Free to Download MoboReader
(← Acceso rápido del teclado) Anterior Contenidos (Acceso rápido del teclado →)
 Novels To Read Online Free

Escanea el código para descargar la aplicación Manobook.

Subir

Compartir