ManoBook > Urban romance > La Novia Sustituta

   Capítulo 967 Chantaje

La Novia Sustituta Por Mi Lu Palabras: 8446

Actualizado: 2020-01-03 00:33


"¿Señora? ¿Me acabas de llamar señora? ¿Acaso no sabes cómo dirigirte a las personas correctamente?", la mujer se enojó por cómo Sheryl se dirigió a ella. Luego la miró y se sintió aún más irritada, para después agregar: "¿Qué quieres decir exactamente con eso? Pensé que eras una mujer educada. Pero, ¿cómo podrías ser tan desconsiderada entonces? ¡Sólo mira la marca de nuestro coche! ¿Crees que dos mil dólares son suficientes para arreglar nuestro auto?".

Cuanto más reprendía la mujer, más angustiada estaba Sheryl. "Además hemos perdido mucho tiempo contigo, ¿no crees que necesitas compensarnos por eso?", añadió la dama enojada.

"Ustedes...", fue entonces cuando Sheryl entendió que estas personas la estaban chantajeando.

Aunque ella también estaba enojada, Sheryl sabía que todo lo que estaba pasando era culpa suya.

Por lo tanto, ella trató de contener su ira y dijo: "Entonces... ¿cuánto creen que debería pagarles?".

Originalmente Sheryl planeaba hacer las cosas de forma tranquila y pacífica, ella le daría a la mujer la cantidad que pidiera siempre y cuando no fuera una suma excesiva, pues pensó que sería mucho más fácil tomar esto como una lección y prometió no hacer lo mismo la próxima vez.

La mujer estaba a punto de decir algo cuando el hombre a su lado tomó de repente el dinero en la mano de Sheryl y dijo: "¡Bien! De todos modos nuestro coche no está tan dañado, creo que dos mil dólares son suficientes. Tenemos que irnos ahora, nuestro hijo todavía nos está esperando en casa".

"¿Qué sucede contigo?", la mujer reprendió al hombre cuando inmediatamente le quitó el dinero y lo puso en la mano de Sheryl. Luego continuó: "¿No te dije que te callaras? ¿Qué rayos estás haciendo ahora?".

Eso hizo que el hombre mirara a la mujer con impotencia y dijera: "¿Por qué no dejas las cosas así? Esta chica golpeó nuestro auto, pero esa no era su intención. Solamente tomemos el dinero y ya...".

"¿Acaso te está persuadiendo con su belleza? Bueno, pues déjame decirte algo, ¡no la dejaré ir tan fácilmente por esto!", la mujer habló con determinación apretando la mandíbula.

Al ver a la pareja comenzar a discutir por ella, Sheryl sintió un poco de pena, por lo tanto, miró a la mujer y dijo con voz avergonzada: "Dejen de pelear, ¿de acuerdo? Creo que será mejor que resolvamos el problema lo antes posible, tampoco quiero perder más mi tiempo. Por favor fijen la cantidad que necesitan, ¿cuánto quieren que les pague?".

"Veinte mil dólares", la mujer exigió un precio imposible. El h

o la línea!", Sheryl estaba extremadamente furiosa en este momento. Ella miró a la mujer y dijo: "Me pediste veinte mil, ¿cómo es que de repente quieres cincuenta mil dólares?".

"No mientas, constantemente te dije que quería cincuenta mil dólares, ¿de dónde sacas que te dije que veinte mil?", la mujer habló con tranquilidad como si no estuviera mintiendo. Incluso tuvo el cinismo de agregar: "¿Veinte mil? Eso es imposible".

Sheryl sintió que la sangre le hervía, ella agarró el brazo de Charles y dijo: "Creo que mejor llamamos a la policía".

"¡No!", la mujer se puso pálida tan pronto como escuchó el plan de Sheryl, si la policía realmente viniera aquí, la compañía de seguros sólo les compensaría no más de mil dólares. Unos segundos después ella sonrió vergonzosamente y luego dijo: "Bien, déjalo así, te haré un descuento y solamente tendrás que pagarme veinte mil dólares".

Sheryl miró a la mujer codiciosa y no estuvo de acuerdo, aunque Charles era rico, no se ganaba el dinero fácilmente, ella no podía permitir que otros los chantajearan así.

Por lo tanto, Sheryl dejó escapar una risa burlona y respondió: "¡De ninguna manera! Ya te dije que sólo puedo darte dos mil dólares. Si estás de acuerdo, las dos estaremos felices y podremos volver a casa temprano, de lo contrario tendré que llamar a la policía, no me importa si el asunto se vuelve más problemático".

"Jovencita, ¿por qué eres tan desagradecida? Pido esta cantidad de dinero por tu bien. ¿No ves lo dañado que está nuestro auto? Si insistes en llamar a la policía y notificar a la compañía de seguros, es posible que tengas que pagar más", la mujer habló con disgusto mientras miraba a Sheryl.

Free to Download MoboReader
(← Acceso rápido del teclado) Anterior Contenidos (Acceso rápido del teclado →)
 Novels To Read Online Free

Escanea el código para descargar la aplicación Manobook.

Subir

Compartir