ManoBook > Urban romance > La Novia Sustituta

   Capítulo 1180 No soy una blandengue

La Novia Sustituta Por Mi Lu Palabras: 7630

Actualizado: 2020-02-15 04:50


Sheryl se rio de buena gana. Había estado muy deprimida últimamente porque sentía que tenía que soportar una pesada carga, así que nunca pensó que sería capaz de reír así en un momento como este, pero lo había logrado y todo era gracias a Isla.

"¿De qué te estás riendo?", preguntó Isla, haciendo un puchero. Aunque miraba a Sheryl, fingiendo estar enojada, en realidad se alegraba de escuchar el sonido de su risa.

"No es nada. Tienes razón, deberíamos ponernos a trabajar", dijo Sheryl, sacudiendo la cabeza mientras sonreía.

"Sí, deberíamos hacerlo. Dejemos de lado todas las tonterías. ¡Ah, Sheryl! Acabo de recordar que teníamos un nuevo cliente que quería que planeáramos una ceremonia de inauguración. ¿Qué paso con él? Nunca regresó y tampoco nos contactó", dijo Isla, quien rápidamente había empezado a hablar de trabajo, pero como había cambiado de tema tan rápidamente, a Sheryl le había costado entender a qué se refería al principio. Después de pensarlo un momento, respondió: "¿Te refieres a esa nueva compañía? Esa empresa aún se encuentra en su fase inicial, supongo que por eso que aún no han vuelto a ponerse en contacto con nosotros".

El nuevo cliente del que hablaba Isla era un joven emprendedor que había fundado una empresa con algunos de sus amigos y como quería darla a conocer al público, deseaba que Cloud Advertising Company planificara la ceremonia de inauguración de la compañía.

Sin embargo, la ceremonia de inauguración había sido pospuesta ya tantas veces

que si Isla no los hubiera mencionado, Sheryl se habría olvidado por completo de ellos.

"Sí, lo recuerdo. Es una empresa nueva fundada por un grupo de estudiantes universitarios recién graduados, querían hacer una empresa tecnológica o algo así", recordó Isla.

"Sí, la compañía se llama Lansh Technology. Pero esa gente está actuando de manera extraña. Aunque pidieron que les organizáramos la ceremonia de inauguración y fijaron la fecha, la han pospuesto una y otra vez. Quizás están teniendo algún tipo de problema", dijo Sheryl.

"Eso lo explicaría todo. Les voy a preguntar y averiguaré si todavía quieren que planeemos la ceremonia o no", respondió Isla, asintiendo con decisión, mientras tomaba nota de ello en su agenda.

"Está bien. Encárgate de Lansh Technology

.

'Pensé que si negaba la verdad, esta simplemente desaparecería, pero fui muy ingenua, ahora lo entiendo. Lo que sucedió nunca cambiará, incluso si quiero ignorarlo'.

Sus pensamientos se habían hecho realidad. Aunque había tratado de ignorarla, ¡la realidad se había hecho presente y ahora la golpeaba duramente!

"Sheryl, nos conocemos desde hace mucho tiempo. Somos viejas amigas, ¿no? No tienes que ser tan distante conmigo. Solo quiero que hablemos como buenas amigas. ¿Tienes tiempo para que comamos juntas o para un café?", preguntó Rachel y se sintió muy satisfecha al escuchar la respuesta enojada de Sheryl.

"No, no tengo tiempo que perder contigo", se negó Sheryl con firmeza. 'No quiero verla. ¡¿De qué demonios quiere hablar?!'. "Rachel, no me importa lo que estés tramando, pero recuerda que tu arrogancia puede ser tu ruina", le advirtió Sheryl.

Eso era todo lo que iba a decirle a Rachel en relación a lo que había sucedido después de su regreso a la Ciudad Y.

'Será mejor que no piense que soy una blandengue. Si no me pongo a discutir con ella es simplemente porque no deseo prolongar esta conversación inútil, no porque no tenga las agallas para desafiarla. ¡Si no aprende a controlar su arrogancia, le haré pagar por lo que me ha hecho hasta ahora!', pensó Sheryl.

"Querida Sheryl, no rechaces mi invitación tan a la ligera. Te acabo de enviar un correo electrónico. ¿Qué tal si primero lees ese correo y luego decides si quieres verme o no?", preguntó Rachel sonriendo ampliamente.

Free to Download MoboReader
(← Acceso rápido del teclado) Anterior Contenidos (Acceso rápido del teclado →)
 Novels To Read Online Free

Escanea el código para descargar la aplicación Manobook.

Subir

Compartir