ManoBook > Urban romance > La Novia Sustituta

   Capítulo 1321 Tres días

La Novia Sustituta Por Mi Lu Palabras: 8409

Actualizado: 2020-03-14 01:32


"Fue un cliente que me pidió que cenara con él y me negué; estoy harta de tener que lidiar con ese tipo de hombres", se quejó Holley. Luego caminó hacia Black y tomó la toalla seca de su mano para ayudarle a secarse el cabello.

Todas las dudas que él tenía acababan de ser aclaradas por la respuesta de Holley, y no pudo evitar reírse de sí mismo: '¿Por qué estaba tan paranoico? Debería confiar en ella'.

Holley le pasó los dedos por el cabello, relajándolo con su suavidad, mientras él sentía su corazón acelerándose. Inquieto, le tomó la mano con dulzura y, mirando fijamente a sus hermosos ojos, declaró desde el fondo de su corazón: "Quiero casarme contigo lo antes posible, ya no puedo esperar más. No quiero que tengas que trabajar tan duro todos los días ni que te preocupes por las tareas diarias de tu empresa. Cuando te conviertas en mi esposa, seré yo quien trabaje y tú podrás quedarte en casa para disfrutar de una vida feliz y tranquila".

Holley frunció falsamente el ceño en respuesta, fingiendo sentirse exhausta y harta por el trabajo, tal como Black había dicho.

"Yo tampoco puedo esperar para casarme contigo. Me encantaría quedarme en casa y relajarme, lejos de mi empresa, pero la mayoría de mis clientes no solo han depositado su confianza en mí, sino que también dependen de mí. Tengo que ser responsable; no puedo simplemente alejarme como si nada. ¡No puedo defraudarlos!", ella suspiró mientras descansaba su cabeza sobre el hombro de su novio.

A pesar de lo razonable de su explicación, a Black le costaba creer esto; se preocupaba por ella y sabía lo que realmente estaba pensando. Desde el día en que la conoció, sabía que ella era una mujer ambiciosa y muy capaz. Él sabía que estaría dispuesta a cualquier cosa con tal de cumplir su propósito. No hacía mucho, con tal de socavar el poder de Rachel, incluso llegó a conspirar con otros accionistas de la empresa para que la apoyaran. Entre más conocía a su amada, más se familiarizaba con su forma de actuar; por lo tanto, se dio cuenta de que lo que acababa de decir no era cierto y que solo se trataba de una excusa. Seguramente Holley pensaba que era demasiado pronto para casarse, puesto que perdería su poder y posición en Tarsan Corporation.

Black reflexionó: 'No puedo dejar que se hunda en su empresa todos los días; tengo que convencerla de alguna forma para que la deje, para que pueda concentrarse en nuestra futura vida juntos. No necesito que sea la mejor empresaria del mundo, ¡solo necesita ser mi esposa!'.

en su tono, lo cual no pasó desapercibido por él, quien respondió con cautela, después de una larga pausa: "Por el momento, todavía no hemos encontrado pistas, pero estamos muy cerca y le aseguro que haremos todo lo posible para acelerar la investigación. Solo necesitamos un poco más de tiempo".

Cuando escuchó que no había buenas noticias todavía, sintió la ira crecer en su interior pero logró reprimirla respirando profundamente, antes de decir con calma: "Tres días. ¡Te doy tres días! Si no hay ningún progreso para entonces, exijo que me devuelvas mi dinero". Holley le dejó muy claro que esta era su última oportunidad.

"Está bien... Por supuesto", tartamudeó el detective, sin saber qué más decir.

Cuando colgó el teléfono, Holley se sintió incómoda y no pudo evitar preguntarse quién demonios la estaba investigando. '¡Sea quien sea, seguramente tiene malas intenciones! ¡Necesito averiguarlo, con o sin ayuda!', se susurró a sí misma.

Mientras reflexionaba sobre quién podría ser, eliminó de inmediato la posibilidad de Rex y su hijo, pues habían mandado a investigarla desde antes de que ella siquiera lo visitara.

Holley volvió a levantar su teléfono e hizo una llamada.

"Hola, señor Zhao, habla Holley. Me preguntaba si podríamos vernos mañana", preguntó alegremente, con una voz que sonaba suave y dulce.

"¡Por supuesto! Yo estoy libre cuando quieras", Alan respondió en un tono similar, mientras pensaba para sus adentros: 'A ti te estaba buscando. Tenemos asuntos pendientes, y ahora por fin vienes a mí por voluntad propia. ¡Qué suerte! ¡Finalmente podré hacerte pagar por lo que me has hecho!'. Alan no pudo evitar sonreír ante esta idea.

Free to Download MoboReader
(← Acceso rápido del teclado) Anterior Contenidos (Acceso rápido del teclado →)
 Novels To Read Online Free

Escanea el código para descargar la aplicación Manobook.

Subir

Compartir