ManoBook > Urban romance > La Novia Sustituta

   Capítulo 1440 Todos tienen sus límites

La Novia Sustituta Por Mi Lu Palabras: 8564

Actualizado: 2020-04-07 00:48


Sin embargo, Cora quería llegar al fondo de esto y siguió preguntándole a Cassie quién era.

Después de andar por las ramas un rato, Cassie se quedó sin excusas y tuvo que decirle a Cora la verdad:

"Bueno, voy a ver a Nick esta noche".

"Ya veo, es ese misterioso Nick, ¿cuándo voy a conocerlo?", preguntó Cora.

Cassie dudó un poco y respondió con timidez: "Él es un poco introvertido y no sabe cómo interactuar con las personas".

"Yo soy tu mejor amiga y creo que es justo que conozca a tu novio, anda, por favor, quiero conocerlo", Cora dijo en tono de broma. Ella estaba emocionada porque Cassie parecía feliz con Nick, sin embargo, también sentía pena por su hermano sabiendo que estaba fuera del juego.

"Está bien, haré una reunión para que se conozcan cuando él no esté muy ocupado", Cassie finalmente cedió pues sabía que Cora no se detendría hasta que dijera que sí.

La verdad era que Cassie no estaba segura de si Nick estaría de acuerdo en encontrarse con Cora, después de todo, ella tampoco podía conseguir verlo en este momento.

Luego de salir del hospital, Cassie decidió pasar por el supermercado para comprar algunas verduras frescas para la sopa de esta noche.

Aunque Cassie estaba exhausta por el arduo día de trabajo, a ella le gustaba comprar ingredientes y cocinar cuando llegaba a casa, la joven estaba feliz de poder ver a Nick y de pensar que podrían resolver todos sus conflictos de una buena vez. Cassie quería practicar continuamente sus habilidades culinarias para poder preparar una comida maravillosa cuando viera a Nick, por lo tanto, sin importar lo cansada que estuviera, valdría la pena todo el agotamiento.

Por otro lado, Cora fue directamente a casa después del trabajo, pero al abrir la puerta de su hogar, ella notó algo extraño.

La joven se sintió confundida al ver que la sala de estar estaba muy oscura, después alcanzó el interruptor, encendió la luz y estuvo a punto de tener un ataque al corazón cuando vio a una persona sentada en el sofá.

'¿Qué demonios? ¡Alguien está en casa!', Cora se dijo a sí misma. Ella no esperaba ver a nadie y pensaba que toda su familia estaba fuera de casa.

"Jordan, ¿por qué demonios no encendiste la luz? ¿Qué estabas haciendo sentado en la oscuridad? ¡Me asustaste!", Cora reconoció inmediatamente a su hermano, ella colocó su bolso sobre la mesa, caminó hacia él y luego se sentó a su lado.

Jordan permanecía en absoluto silencio y completamente inmóvil.

Cora lo miró con confusión y notó que tenía una expresión sombría en su rostro.

'¿Se trata

a feliz de beber con los clientes cuando fuera necesario, por todas esas razones, a los hombres les encantaba pasar tiempo con ella.

A pesar de todo, Leila tenía sus límites, ella no saldría a pasar la noche con nadie. Leila tenía numerosas ofertas pero las rechazaba todas, cuanto más firme era ella, los clientes eran más necios con sus propuestas indecorosas, quizás era porque la mujer parecía ser un desafío y los hombres amaban los retos.

Sin importar cuánto dinero le ofrecieran o las palabras que le dijeran, Leila los rechazaba a todos, cada vez que alguien quería invitarla a salir, ella siempre podía encontrar una excusa y salirse con la suya.

Como en cualquier otro lugar, el vestidor era un lugar lleno de chismes.

No era la primera vez que las demás mujeres que trabajaban en el club nocturno decían cosas sobre Leila: "Leila es una golfa, todos sabemos qué tipo de persona es ella, de lo contrario no estaría trabajando aquí. Ahora ella se está haciendo la difícil, comportándose como si en verdad tuviera clase, ¡detesto a esa zorra!".

Nadie podía negar que desde que Leila comenzó a trabajar en el club nocturno, su servicio era considerado de los mejores, lo que puso celosas a otras mujeres, su popularidad se elevó como un cohete y las demás féminas se desahogaban hablando mal de ella cada vez que podían.

"Cuéntame sobre eso, Leila realmente me repugna, especialmente cuando la veo rechazando a todos esos hombres, no nos hagamos tontos, todos sabemos cuánto quiere su dinero", comentó una mujer.

Era justo decir que lo que hacía Leila seguramente causaría celos y rumores, siempre que hubiera gente envidiosa, habría chismes y un club nocturno no era la excepción.

Free to Download MoboReader
(← Acceso rápido del teclado) Anterior Contenidos (Acceso rápido del teclado →)
 Novels To Read Online Free

Escanea el código para descargar la aplicación Manobook.

Subir

Compartir