ManoBook > Urban romance > La Novia Sustituta

   Capítulo 356 Solo el pago inicial

La Novia Sustituta Por Mi Lu Palabras: 8903

Actualizado: 2019-09-01 03:41


Exasperado, Aron dijo: "¡Ya te dije que compré la casa yo mismo!".

No podía creer lo difícil que era hablar con la familia de Albert, era como si las personas con las que estaba hablando estuvieran locas.

Fiona seguía provocándolo. "¿Quién sabe?

La información de boca en boca nunca es una garantía". Sus siguientes palabras dejaron a Mike y Joanna sin otra alternativa. "Padre, madre, queremos hacer esto más fácil para ustedes, así que o nos permiten vivir aquí, en esta casa, o... nos compran una. Esas son sus únicas opciones". Mirando a la pareja con un brillo en los ojos, agregó: "La decisión es suya".

Antes de que cualquiera pudiera responder, Fiona ordenó rápidamente a Colin: "Lleva tu equipaje arriba y elige una habitación".

Él dijo que sí y procedió a seguir la orden de su madre, arrastrando sus pesadas maletas por las escaleras. Ver sus peleas familiares siempre disgustaba a Mike y Joanna. ¡Cómo deseaban que todos se llevaran bien unos con otros! Pero como no era probable que eso sucediera, sabían que la única solución para evitar peleas era comprar una casa para Albert y Fiona.

Antes de que Mike o Joanna pudieran hablar, Aron levantó la mano y dijo: "Está bien, quiero hacer una propuesta...", luego miró a sus abuelos antes de volverse hacia su tío y tía y añadió: "Pueden ir a comprar una casa que les guste, y yo me encargaré del pago inicial; sin embargo, el resto del pago será su responsabilidad".

Aron no quería poner a Mike y a Joanna en una posición difícil, por lo que hizo un compromiso. 'Si hay que comprar una casa, que así sea. ¡Pero no permitiré que mis abuelos paguen por ella!

Al contrario de lo que puedan estar pensando, mis abuelos no tienen mucho dinero'. "¿Pago inicial?", Albert dejó escapar aquellas palabras. "¡Tienes que estar bromeando!".

Su rostro se puso pálido solo de pensar en deber dinero, ya que una vida de deudas era algo que no podría soportar.

Fiona, sin embargo, decidió jugar de manera inteligente. "Está bien", contestó, acariciando el brazo de Albert para asegurarle que así era. "Aron quiere comprar una casa para demostrar respeto, así que será mejor que aceptemos su amabilidad". Luego le dijo a su sobrino: "Mañana buscaremos una casa".

"Está bien", asintió Aron para aceptarlo. Esperaba que las cosas estuvieran arregladas y pronto hubiera paz.

Entonces, Albert, Fiona y Colin subieron las escaleras. Colin quería alojarse en la habitación de Aron, así que le preguntó a su primo: "¿Podrías dejarme dormir en tu habitación? De todos modos, es solo por una noche".

Fiona presionó aún más y dijo: "Sé considerado con tu familia. Somos tus invitados después de tod

modo', murmuró en voz baja.

"¡Aron!", gritó Fiona bruscamente. Dio la vuelta a la mesa y jaló a su sobrino para que él pudiera mirarla. "Sé que no te agrado, pero seguimos siendo familia. Y como el desayuno está listo, ¿por qué no me haces un favor y comes algo con nosotros? Sin importar lo que tomes, te lo agradeceré".

"Sí, Aron", dijo Joanna intentando persuadir a su nieto. "Tu tía ha estado preparando el desayuno desde las 4:00 a. m. No rechaces su amabilidad", le imploró.

Joanna hizo señas a Aron para que se sentara y dijo sonriendo: "Mira, tu tía ha hecho tus pequeños wontons favoritos".

Después de varios segundos, acercó una silla y se sentó. Aprovecharía la oportunidad para descubrir el motivo de Fiona, ya que ella no perdía el tiempo. "Aron, hay algo que quiero decirte".

Él miró a su tía, pensando: 'Aquí viene...'. Incluso antes de que pudiera disfrutar del wonton, Fiona dijo: "Anoche, accediste...".

Hizo una pausa, trató de ser cortés y continuó: "Si insistes en cumplir tu promesa sobre la casa, hoy vamos a buscar una".

Tan incómodo como se sentía, Aron respondió con brusquedad: "No te preocupes, cumpliré mi palabra sobre el pago inicial de la casa".

Estaba dispuesto a gastar dinero si eso significaba que Albert y su familia se irían lo antes posible.

"¡Es un trato!", dijo Fiona alegremente.

Ella se apresuró a agregar: "Por cierto, ¿por qué no llevas a Colin hoy a trabajar contigo? Entonces verás que él aprende sobre la compañía. Después de todo, algún día también se encargará de tomar el mando. Administrar la empresa solo todo el tiempo es simplemente imposible, ¿verdad?".

Sintiéndose más segura en ese momento, declaró: "Colin no tiene que acompañarnos. Los abuelos vendrán con nosotros para buscar casas".

Free to Download MoboReader
(← Acceso rápido del teclado) Anterior Contenidos (Acceso rápido del teclado →)
 Novels To Read Online Free

Escanea el código para descargar la aplicación Manobook.

Subir

Compartir