ManoBook > Urban romance > La Novia Sustituta

   Capítulo 620 ¿No vas a cuidarme

La Novia Sustituta Por Mi Lu Palabras: 10088

Actualizado: 2019-10-25 00:12


Charles miró a Sheryl de pies a cabeza. Sheryl se dio cuenta de que solo llevaba puesta la ropa interior. Su rostro de inmediato se puso rojo cuando trató de echar un vistazo a Charles, quien estaba parado frente a ella. "Bueno... Umm...", tartamudeó ella. "Por favor, dame un momento. Solo iré a cambiarme de ropa. Vuelvo enseguida".

Inmediatamente se dio la vuelta y casi corrió hacia la habitación. Todavía podía sentir su rostro ruborizado por la vergüenza que sintió un momento atrás. Después de ponerse ropa decente y cómoda, ella salió. Se encontró con Sue, quien estaba esperándola afuera. Se veía preocupada cuando preguntó: "Sher, ¿estás segura de que irás con él al hospital?".

"¿Y qué más da?", cuestionó Sheryl en respuesta. Echó un vistazo a Sue y continuó: "Sue, sé que él no te agrada. Pero me salvó la vida. Si no lo llevo en este momento al hospital, no podré sentirme cómoda". Ella suspiró: "Espero que me entiendas".

"Pero...", protestó Sue con el ceño fruncido. "¿No te preocupa que..." Sue se detuvo a mitad de la oración.

"Sé qué es lo que te preocupa". Sheryl no esperó a que Sue terminara su oración. A grandes rasgos ya podía deducir lo que Sue quería decir. Ella sonrió y luego consoló a Sue: "Sue, no te preocupes. Me conozco. Solo lo acompañaré al hospital para que le hagan algunos chequeos físicos. Nada más. Después de todo, él resultó herido por mi culpa", agregó ella.

"Bueno, entonces yo debería ir contigo", sugirió Sue. Sin embargo, Sheryl rechazó su propuesta.

"Sue, de verdad no hay necesidad de que hagas eso. Además, también quiero hablar con él. Shirley sigue en la casa de Amy, ¿podrías ayudarme a ir a recogerla?". Al tiempo que le pedía el favor a Sue, Sheryl hizo que su voz sonara tierna y sus ojos se vieran seductores. Sabía que Sue se rendiría fácilmente con este tipo de apariencia.

"Está bien". Como era esperado, Sue reconoció la derrota. Luego agregó: "Pero recuerda que tienes que cuidarte. Llámame en cualquier momento en caso de que necesites mi ayuda". Sue sabía que no tenía sentido insistir, porque Sheryl definitivamente seguiría diciendo que no.

Cuando Sheryl salió, un miembro del personal estaba ayudando a Charles a subir al auto. Cuando ella ya estaba frente a él, le entregó la llave. Después le pidió: "Sheryl, por favor, conduce".

"¿Qué?", Sherry estaba pasmada. Ella dudó por un momento, pero finalmente tomó la llave. Ella no tenía otra opción, ya que en ese momento Charles estaba herido.

Aunque no era muy hábil para manejar, Charles la dirigió con paciencia y en ningún momento criticó su habilidad para conducir.

Conmovida por su paciencia, en cierto modo Sheryl se sintió contenta.

El auto se detuvo a la puerta del hospital. Sheryl se bajó primero del auto y después ayudó a Charles a bajarse. Como Charles estaba herido, se aferró al hombro de Sheryl en busca de apoyo.

Lentamente, fueron tambaleando hacia el pasillo. Sheryl primero ayudó a Charles a que se sentara en una banca antes de que ella se preparar

ró a Charles con rabia. "¡Charles! O tal vez debería llamarte señor Lu". La voz de Sherly estaba llena de sarcasmo. "Déjame recordarte que no vivo sola. Tengo una hija y ella también me necesita. Ella necesita más atención que tú. Ahora que me estás obligando a cuidarte, ¿qué hay de ella? ¿Quién podría cuidar de ella? Además, no te encuentras gravemente herido. Aún puedes cuidar de ti mismo. Siendo así, ¿por qué es necesario que yo cuide de ti?", agregó Sheryl. Ella estaba perdiendo la paciencia. Todo lo que quería hacer era irse de ese lugar.

"¿Ah, conque es así? Si lo que te preocupa es Shirley, no veo ningún problema con eso. Shirley podría ir contigo a mi casa. Estoy seguro de que Charlie también estaría encantado con eso. Sabes que le gusta jugar con Shirley. Además, cada año y por estas fechas, por lo regular la criada de mi casa toma sus vacaciones y regresa a su casa. Así que es un hecho que nadie podría estar en mi casa para cuidarme". Charles se detuvo un momento y luego continuó: "Aunque pueda moverme, no podré cocinar. No quiero comer comida a domicilio todos los días".

"Tú..." Sheryl estaba desesperada. Pero todavía dudaba de las excusas que Charles le había expuesto. "¿Tu criada se fue a casa de vacaciones? ¿Cómo puede ser eso posible? ¿Cuándo se fue?", preguntó ella.

"De hecho hoy se fue", respondió Charles. Entonces, él sacó su teléfono y llamó a Nacy. "Nacy, hola. Desde hoy puedes comenzar tus vacaciones. Te voy a dar unos días libres. Más tarde te enviaré dinero para tus gastos personales". Después de colgar, se volvió hacia Sheryl, quien seguía asombrada.

"¿Ves? Ya escuchaste. Ahora nadie podrá cuidar de mí, excepto tú".

Sheryl se burló y respondió sarcásticamente: "Parece que el señor Lu es realmente generoso con su criada. Incluso le das dinero para que pueda gastarlo en sus vacaciones".

"Estoy seguro de que sabes que siempre he sido amable y generoso con los demás", respondió Charles con una voz alegre. En esta ocasión se sentía victorioso.

Free to Download MoboReader
(← Acceso rápido del teclado) Anterior Contenidos (Acceso rápido del teclado →)
 Novels To Read Online Free

Escanea el código para descargar la aplicación Manobook.

Subir

Compartir