ManoBook > Romances > Momentos Inolvidables

   Capítulo 4 Un lugar en el corazón del padre

Momentos Inolvidables Por Sunshine Palabras: 7691

Actualizado: 2019-11-25 00:02


Vincent Zhou recogió el perro de Lisa, y mientras tanto Johnson Xia miraba a Lisa de una manera extraña.

Angustiosa, Lisa dijo: "No sé qué le pasa al perro. No puedo mantenerlo bajo control. Lamento muchísimo que haya lastimado a mi hermana".

Lisa seguía fingiendo ser una santa.

"Estoy bien", respondió Linda a la disculpa de su hermana con una gran sonrisa. "Pero ese perro es verdaderamente un mordelón. Mira mi vestido...".

La insinuación casual del vestido le recordó a Johnson el hecho de que su hija acababa de ser mordida por un perro. Inmediatamente invitó a Linda a pasar.

Al ver que Linda estaba bien, Johnson hizo una seña a los sirvientes con un gesto de su mano para que prepararan agua caliente para que ella se lavara y luego subió las escaleras a buscar el botiquín.

Lisa Xia pataleó y dijo: "¡Ella también muerde!".

"Esa chica sabía lo que estaba haciendo. Es como si supiera que era tu perro y lo hizo a propósito". Apretando la mano de Lisa, May Shen le dijo que mantuviera la calma.

"Solo nosotras gobernamos esta casa".

Lisa se tranquilizó, pero todavía estaba dolida por la pérdida de su amado perro. Tenía una mirada fría cuando Linda apareció con su vestido nuevo, luciendo hermosa y radiante.

Lisa sabía que su padre siempre la había consentido. Cada vez que parecía estar disgustada, Johnson intentaba complacerla.

Pero antes de que Lisa pudiera quejarse, vio a Linda volverse hacia ella con una cara de disculpa, diciendo: "Lo siento, Lisa. No sabía que era tu perro".

Sin responder a esa disculpa, Lisa simplemente miró a su padre que bebía té a su lado. El verle con una cara sonriente la puso aún más furiosa.

"Pensé que solo era un perro rabioso de la calle. No podemos tenerlo corriendo por ahí mordiendo a la gente. No te enojes, hermana".

"Tú...", Lisa estaba a punto de gritarle, pero al girar la cabeza y ver la mirada de su padre con una ceja levantada le hizo tragar su ira.

No le sentaría bien a su padre que ella se enojara con Linda cuando esta ya se había disculpado.

Mordiendo un poco su labio inferior, Lisa contuvo la ira y forzó una sonrisa radiante que parecía una luz blanca y suave, típica de una diosa benevolente en su rostro.

"Oh, Linda, sé que no quisiste que pasara y también es mi culpa que el perro te mordiera. Sólo espero que no me guardes rencor".

Los ojos de Linda se iluminaron cuando escuchó lo que había dicho Lisa, le agarró las manos y empezó a temblar, "¿De verdad? ¡Lisa, estás dispuesta a perdonarme por este incidente!".

Pero antes de que Lisa pudiera decir una palabra, sintió un dolor insoportable cuando Linda le clavó la palma de su mano con sus afiladas uñas. De modo que empujó a Linda con fuerza.

Linda inmediatamente dio algunos pasos tambaleantes y cayó al suelo después de golpearse con la punta del gabinete, lo que le hizo salir un poco de sangre en su pierna.

"¡Linda!", Johnson corrió hacia delante, mirando atentamente su herida y llamando al médico para que se ocupara de ella.

May Shen estaba sosteniendo un plato de frutas cuando vio lo que había sucedido y en un instante corrió hacia ellos, pareciendo nerviosa.

Linda se quedó en el suelo con la cabeza gacha, con un aspecto lamentable, "Sé que no le caigo bien a mi hermana Lisa. Nunca debería haber vuelto".

Johnson la sostuvo y la ayudó a sentarse al sofá. Después miró a Lisa con furia.

"Lisa, discúlpate con tu hermana".

"¡Pero ella me clavó las uñas!", gritó Lisa, quien extendió el dorso de su mano para que su padre la viera.

Al oír sus gritos, May Shen agarró los hombros de su hija mientras miraba sus manos.

Como Linda lo hizo rápido, además Lisa era una chica bien cuidada y fuerte, no había rastro del pellizco en absoluto, excepto por una marca roja apenas visible en el dorso de su mano.

"Quizá te sujeté

más fuerte de lo habitual por la emoción. Perdóname, Lisa", de nuevo se disculpó

Linda, después se mordió el labio inferior y bajó la cabeza, dando una imagen de pena a su padre.

"Sé que solo soy una molestia en esta casa", añadió Linda.

"Hija...", Johnson quería decirle algo.

"Me enteré por mi madre adoptiva que justo después de nacer, desaparecí de esta casa, y que mi mamá murió tratando de encontrarme. Después papá volvió a formar una nueva familia... Todos son felices ahora. De hecho, llegué a pensar que después de tantos años lejos de la familia Xia, no debería volver y molestarlos". Linda levantó la vista con algunas lágrimas en los ojos, y añadió: "Pero al enterarme de que papá se estaba haciendo mayor y que me ha estado buscando, decidí regresar. Pero no esperaba que Sra. Xia y mi hermana Lisa todavía resienten mi presencia".

El comentario de Linda impregnó a Johnson con una repentina oleada de amargura.

May Shen y Johnson Xia fueron amigos íntimos de infancia. Con el paso de los años, el negocio de la familia Xia prosperó. Para expandir su influencia, Johnson Xia se casó con la hija mayor de la familia Nalan, Sherry, la madre biológica de Linda. Cuando Linda desapareció, Sherry cayó enferma durante la búsqueda de su hija y finalmente murió.

Más adelante, May Shen se casó con él y le dio una hija, Lisa, quien recibió todo su amor y atención mientras su otra hija, Linda, estaba perdida. Linda tuvo la suerte de ser adoptada por una amorosa madre que la trató como a su propia hija.

Este pensamiento hizo que Johnson se sintiera culpable por Linda y sintió la necesidad de tratarla mejor. Además, el regreso de Linda lo salvó de la crisis.

"¡Lisa, discúlpate ahora!".

Era la primera vez que Johnson no aceptaba una rabieta de Lisa y la reprochó, por lo que ella se quedó perpleja. Lisa estuvo al lado de su padre durante todos estos años, y en el momento en que Linda regresa, ¡él la pone por las nubes!

"¡Padre!".

"¿Aún no admites que actuaste mal?".

Lisa intentó defenderse, pero la apartó su madre May Shen, quien le estaba dando a entender que no lo hiciera moviendo su cabeza.

De mala gana, Lisa se disculpó con Linda y se sentó en el sofá en silencio todavía enojada.

"Está bien", contestó Linda con una sonrisa radiante que provocó en Lisa más náusea.

¡Eso era lo que quería!

Una vez más, Linda dijo con gracia: "No es culpa de mi hermana Lisa".

"Tu madre tenía una habitación preparada para ti desde que eras una bebé. Mañana los criados la limpiarán y podrás quedarte allí de ahora en adelante".

Al escuchar esto, Lisa se volvió hacia Johnson y lo miraba con los ojos bien abiertos.

¡Esa era la habitación más luminosa y lujosamente adornada de toda la villa!

Sin mencionar el lago verde, el cielo azul y el campo de flores que se puede apreciar desde la ventana. Era el Jardín del Edén que ella había estado anhelando.

Aunque con una buena reforma se podía decorar otra habitación igual, en la familia Xia esa habitación era el símbolo del poder, un lugar donde Johnson había invertido mucho para su amada hija, ¡la heredera de las riquezas de la familia Xia!

Durante todos estos años, con el amor que le había dado Johnson, Lisa había pensado que la habitación sería suya por derecho. Ella había pensado que la razón por la que Johnson seguía evitando el tema era porque era demasiado sensible al pasado como para sacarlo a relucir.

Pero en el momento en que Linda regresó, ¿él le ofreció la habitación?

Aunque esa habitación siempre había sido de Linda, era una clara señal para Lisa de que había usurpado su lugar en el corazón de su padre.

"¡Gracias!", después de decir eso, Linda le dio a Lisa una mirada aparentemente no intencionada. Había algo de burla en su sonrisa, lo que enfureció a Lisa y la puso de mal humor.

(← Acceso rápido del teclado) Anterior Contenidos (Acceso rápido del teclado →)
 Novels To Read Online Free

Escanea el código para descargar la aplicación Manobook.

Subir

Compartir