ManoBook > Romances > Afecto Absurdo Por Ti

   Capítulo 28 ¿Estás saliendo con James

Afecto Absurdo Por Ti Por Flower Palabras: 8747

Actualizado: 2020-06-17 00:03


Henry fue astuto y fingió no haberla oído. Continuó conduciendo sin ninguna intención de reducir la velocidad. Sin embargo, su destino había cambiado, pues en vista de que su jefe y Nina estaban teniendo un momento íntimo ahora, sería mejor llevarlos a la villa de John.

Sintiendo que el coche no bajaba ni un poco la velocidad, la chica se molestó y fulminó con la mirada al CEO. "Dígale que detenga el coche ahora mismo".

Decidiendo ignorar su petición, este le preguntó: "¿A qué te referías con lo que dijiste antes?".

"¿Qué dije?". Ella había mencionado muchas cosas, así que no sabía de qué hablaba él.

Sintiéndose indignada y ansiosa, ya no quería mirarlo y trató de alejarlo con todas las fuerzas que pudo reunir, de modo que ahora había más espacio en el auto.

Ella se sentía orgullosa de haber podido apartarlo, sin embargo, no sabía que lo había logrado solo porque John había guardado su fuerza.

Pero eso no venía al caso, porque lo más urgente era saber bien lo que le había querido decir unos minutos antes. "¿Qué quisiste decir con que no te pasó nada malo y solo fue una falsa alarma?

¿Qué te hizo la familia Zhang?", le preguntó mirándola con seriedad.

"Bueno, contrataron a unos hombres para que me siguieran y me secuestraran. ¿No era eso lo que usted quería?", dijo ella con una furiosa burla, sin querer volver a mirarlo.

Lo cierto era que la intención del hombre no era la que ella decía en absoluto.

Pero ahora estaba igual de confundido y no sabía lo que quería en realidad.

No obstante, apenas escuchó lo que le hicieron, sintió como si él mismo fuera quien había sido agredido y sus ojos fríos brillaron con ferocidad y frialdad.

Él ni siquiera pensó en lastimar a Nina para defenderse cuando lo golpeó unos días antes.

Entonces, ¿cómo pudieron los Zhang tener las agallas de secuestrarla y hacerle daño?

¿Acaso pensaron que él estaba muerto?

Tras una larga pausa solo pudo pronunciar dos palabras. "Ya veo".

Acto seguido le pidió a Henry que detuviera el auto y de repente dejó a Nina a un lado de la carretera en medio de la nada.

Antes de que ella pudiera entender lo que estaba sucediendo, fue golpeada por el viento frío y el auto ya había desaparecido.

A pesar de que les había pedido que se detuvieran antes, John se había negado rotundamente, y ahora la dejó sola en un lugar desolado.

Este tipo de veras le estaba jugando una mala pasada a propósito.

De todos modos no tenía sentido seguir pensando en él porque ya no se volverían a ver nunca más.

Nina tardó mucho en llegar a su apartamento, sin mencionar que tuvo que tomar un taxi que le costó cientos de dólares. Llegó a la una de la madrugada y estaba tan cansada que se quedó dormida no bien su cabeza tocó la almohada.

El sol ya brillaba cuando se despertó.

Esa mañana se iba a realizar un curso profesional sobre psicología criminal. Normalmente el profesor Qin sería quien lo daría, pero cada dos meses el profesor Gu daba una clase.

Este último era un famoso criminólogo con muchos alumnos dispuestos y capaces que trabajaban en diferentes equipos de detección de delincuentes a lo largo de todo el país. Él también era el respetado maestro y mentor de Nina, quien era muy modesta, también era la discípula más joven del hombre. Comparada con otros, ella no era tan buena en lo teórico y ahora estaba estudiando y practicando mucho al mismo tiempo.

De modo que no podía darse el lujo de ausentarse a una clase. Como llegó antes que cualquiera al aula, se dirigía a la primera fila. Al tiempo que sacaba su libro de psicología criminal escuchó pasos firmes detrás de ella.

"Nina". Pese a que el profesor Gu tenía canas y era de baja estatura, era tan fuerte como un toro y tenía una presencia imponente. Con una amable sonrisa entre su espesa barba, miraba a la chica como si fuera un abuelo que miraría a su nieta con adoración.

Al escuchar su voz, ella se giró para mirarlo con respeto. Estaba tan encantada como si hubiera visto a un miembro de la familia, olvidando así la infelicidad de su día anterior.

"Profesor Gu, ¿por qué llegó tan temprano hoy?". Lo normal era que el señor llegara un par de minutos antes de que comenzara la clase, pero todavía quedaban más de diez minutos para eso.

"No te quedes ahí parada, toma asiento. Tengo algo importante que contarte primero". Dicho eso, ho

mbre sonrió amistosamente y se sentó a su lado.

"De acuerdo. ¿Qué será, profesor?", preguntó ella al sentarse también y poner toda su atención en él.

Se puso muy seria porque pensó que debía tener algo vital que decirle sobre el caso en el que ella tenía.

"¿Sigues trabajando en el caso de suicidio de hace unos días? Leí el análisis que me mandaste por correo electrónico y me sorprendió", dijo expresando su aprobación por el trabajo de Nina en ello. Después de comparar los dos casos de suicidio la verdad es que había muchas similitudes oscuras que no podían darse por sentado.

Al ver lo meticuloso del análisis de su discípula, él sintió una orgullosa sensación de logro porque era como si ella al fin hubiera crecido y estuviera lista para desplegar sus alas.

"Aunque la comisaría ya cerró el caso, espero que aún puedan seguir investigando. No permitas que el verdadero criminal se salga con la suya".

"Así será. Gracias, profesor Gu". Las palabras del señor la volvieron más decidida a continuar con la investigación.

Sacando una tarjeta de presentación de su bolso y entregándosela a la chica, él señaló el nombre en ella para presentarlo brevemente. "Noah Ye es el líder del equipo de investigación criminal de la ciudad. Si encuentras suficiente evidencia para apoyar tu teoría, puedes ponerte en contacto con él o podrías contarle sobre tu análisis ahora y dejar que él investigue el caso de nuevo".

Habiendo dicho eso, el hombre palmeó tiernamente a Nina en el hombro, indicando con eso que la estimaba mucho.

"Entiendo, profesor", le aseguró ella antes de guardar la tarjeta. Unos segundos más tarde sus compañeros entraron al salón de clases uno tras otro, con lo cual el señor se puso de pie y caminó hacia su plataforma.

Varios estudiantes estaban hablando y riendo entre ellos. Y de vez en cuando, algunos parecían mencionar el nombre de Nina con malicia. Sin embargo, tan pronto como vieron al profesor Gu de pie en la plataforma, se callaron.

Curiosamente no había nadie cerca de la chica, dando esto la impresión de que todos la estaban evitando. Unos la miraban con disgusto y otros con miedo, pero ella no le prestó mucha atención. A la salida del profesor, sus compañeros retomaron los chismes.

"¿Cómo puede Nina estar bien después de lo que hizo? ¿Acaso no tiene corazón?".

"Pues yo creo que no, de lo contrario ¿cómo podría tratar así a su amiga? Pobre Isabella".

"Isabella tuvo mucha mala suerte de haberse hecho amiga de Nina porque la abofeteó y ahora su familia está en serios problemas por su culpa".

"Qué miedo. Yo solía pensar que Isabella era molesta, pero ahora siento pena por ella. No esperaba que su amiga la lastimara y la apuñalara por la espalda".

Reduciendo la velocidad de sus pasos, ella escuchó con atención los susurros a su alrededor. Se quedó perpleja ya que no tenía idea de dónde habían surgido los rumores.

Al final Michelle la ayudó a reunir la información que faltaba.

Profundamente preocupada por ella, le advirtió: "Nini, si quieres abofetear a Isabella, ¿podrías encontrar un lugar donde nadie pueda verte la próxima vez? Es decir, alguien te vio hacerlo y por eso todos están hablando mal de ti".

De pronto Nina se dio cuenta de que sus compañeros de clase la habían visto en el campus, aunque ese no era el único punto. ¿Por qué alguien mencionó que la familia de Isabella estaba ahora en un gran problema? ¿Qué está pasando?

"¿Tienes idea de lo que le pasó a los Zhang?", le preguntó Nina confundida.

Sorprendida, Mimi le preguntó con incredulidad: "¿Qué? ¿De verdad no lo sabes? ¿No dejaste que ese cabrón...? No, no es un cabrón".

Michelle ya había hecho las paces con James y habían roto la relación virtual que tenían. Además, él le encontró una compañera de equipo que era una leyenda para que pudieran ganar el premio.

"Me refería a James. ¿No le pediste a él que castigara a la familia de Isabella por ti?". Resultó que ella también pensaba que Nina estaba detrás de todo, puesto que ya sabía lo vengativa que podía ser.

Por suerte, ellas eran amigas ya.

Ahora bien, dado que James estaba dispuesto a acabar con la familia Zhang por Nina, ella no pudo evitar dudar con asombro.

"Nini, ¿estás saliendo con James? Él es de primer año".

Esto dejó sin habla a la otra, porque no le interesaba ningún hombre más joven que ella.

(← Acceso rápido del teclado) Anterior Contenidos (Acceso rápido del teclado →)
 Novels To Read Online Free

Escanea el código para descargar la aplicación Manobook.

Subir

Compartir