MoboReader> Romances > La Frialdad de Rocío

   Capítulo 111 Ustedes dos pueden hacer una buena pareja

La Frialdad de Rocío By Di Sheng You Yang Palabras: 6411

Updated: 2019-05-08 19:07


"¿Quieres alcohol?". Edward frunció el ceño. Lo último que quería esta noche era que su mujer se emborrachara de nuevo.

"¡No! Es solo que mi hermano quiere tomar una copa contigo". Natalia sonrió y miró a Samuel rápidamente, esperando que no se diera cuenta de lo que estaba pasando aquí. De todos modos, estaba mirando a Belén todo el tiempo. Él no se daría cuenta de nada.

Edward miró a Samuel y descubrió que estaba perdido en sus pensamientos, su rostro estaba totalmente pensativo. Entonces Edward miró a Natalia con una sonrisa cómplice. Era evidente que ella estaba planeando algo. No tenía ningún problema con eso. Solo sentía curiosidad por lo que Natalia estaba planeando.

"Julio, debes asegurarte de que tu tía Belén vaya a beber más tarde. ¿De acuerdo?" Natalia le susurró al oído a Julio: "Éxito o fracaso, todo depende de esta noche".

"¿Por qué yo?". Julio puso los ojos en blanco con desesperación. Desde que conoció a esta terrible mujer, las situaciones como estas eran cada vez más frecuentes.

"¡Jaja! ¡Porque contigo, ella bajará las guardias!". El psicoestimulante que tenía preparado no era demasiado fuerte. Si no tuvieran ningún sentimiento el uno por el otro, nada sucedería. Ella lo recibió esta esta mañana de un amigo que trabajaba en un bar, sabiendo que podría ser útil en algún momento. No esperaba que la oportunidad vendría tan pronto.

"No pretendes drogar a los dos, ¿verdad?", Julio le preguntó con incertidumbre. Casi podía adivinarlo por la forma en que Natalia miraba a la tía Belén. Él conocía estos pequeños trucos muy bien. Todo el tiempo que había pasado en Internet dio sus frutos.

"Bingo. Me has entendido bien. Pero no drogaremos al Sr. Frío". Si uno de los estaba sobrio, todavía existía la posibilidad de salvar la situación.

Belén sintió un repentino escalofrío y se estremeció. Miró a su alrededor, ¡pero todo parecía estar bien!

"Belén, ¿qué pasa?

e hagas quedar mal". Natalia sostenía una copa de vino, su mano temblaba ligeramente. Su bonita cara se veía extremadamente nerviosa. Julio, el pequeño traidor, se acobardó en el último minuto, así que ella misma tuvo que hacerlo.

Belén miró a Natalia confundida, preguntándose por qué cambió la táctica y de repente comenzó a hacer un brindis.

Obviamente no iba a beber el vino que Natalia le dio. Pero cuando vio a Samuel observándola, las palabras de Rocío volvieron a su mente. En pánico, tomó el vaso y tragó el vino de un trago. Casi se ahogaba y por supuesto no se dio cuenta de lo que había hecho.

Natalia, en cambio, estaba asombrada de cómo todo iba tan bien. Había esperado que fuera una tarea desafiante. No pensó que sería tan fácil.

Por otra parte, Julio suspiró cuando Belén se tragó el vino drogado. '¡Pobre tía Belén! Ahora ser la cuñada de esta horrible mujer sería tu única opción'. De todos modos, se lavó las manos de todo el asunto. Pensó que no pasaría nada si no la ayudaba. Pero Natalia se salió con la suya después de todo. Tal vez esta era la voluntad de Dios, y todo había funcionado como debía.

"Despacio, Belén". Rocío le dio una palmadita en la espalda. Belén podría ser impulsiva a veces. Se ahogó incluso con solo un vaso de vino.

Free toDescargar Manobook
(← Keyboard shortcut) Previous Contenidos (Keyboard shortcut →)
 Novels To Read Online Free

Escanea el código para descargar la aplicación Manobook.

Back to Top