MoboReader> Romances > La Frialdad de Rocío

   Capítulo 254 ¿Es una oficial militar (Primera parte)

La Frialdad de Rocío By Di Sheng You Yang Palabras: 7274

Updated: 2019-06-05 00:12


El ajetreado y bullicioso aeropuerto internacional estaba lleno de actividad como siempre. La persona encargada del sistema AP anunciaba los horarios de llegada y salida, y repetía las reglas con una voz dulce y profesional. Lucas estaba preocupado. '¿Se decepcionarán los señores Mu al ver que Edward no viene a recogerlos?', pensó. Él había llegado a servir en la residencia de los Mu desde una edad muy temprana. Para proteger a Edward, había tenido que absorber conocimientos de diversos campos. El viejo Sr. Mu padre y su señora lo consideraban su ahijado, por lo que Lucas se consideraba un miembro de la familia Mu en lugar de un simple guardaespaldas.

Hacía años, en una fría noche de invierno y siendo todavía un niño, se encontraba al borde de la congelación y muy hambriento. Como era huérfano, no tenía a dónde ir, así que se acurrucó en la esquina de un edificio para protegerse del frío. La estructura evitaría que algunos de los vientos helados lo alcanzaran. Entonces una limusina se detuvo frente a él, y una elegante y atractiva mujer salió de ella. Se veía tan radiante que el pequeño Lucas no se atrevió a mirarla a los ojos.

"Niño, ¿quieres venir a casa conmigo?", le preguntó ella. Su suave voz llenó de regocijo al pequeño Lucas, quien asintió y la siguió hasta la limusina. Una vez en el interior, estaba demasiado nervioso para saber dónde poner sus manos.

"Relájate. Mi hijo tiene tu edad. ¿Te gustaría protegerlo cuando crezcas?", dijo tiernamente con una sonrisa en los labios. Como era un niño, Lucas no pudo comprender a lo que se refería con protegerlo, pero dijo que sí. Luego entró al servicio de aquella próspera familia y así comenzó su nueva vida.

El patrón y la señora eran amables con él, sin embargo, rara vez veía al niño que debía proteger. No se le asignó a estar al lado de Edward hasta que el patrón y la señora pensaron que estaba lo suficientemente preparado. Al principio, Lucas pensó que el chico sería difícil de tratar, pero más tarde lo encontró un joven guapo, refinado y elegante. Ese año, Lucas había cumplido 15 años, pero ya tenía definido su único propósito en la vida: proteger al niño cuya familia lo había acog

r situación.

"Sólo estás tratando de endulzarme los oídos. No quiero hablar más contigo. Lucas, ¿dónde están Edward y Julio? ¿Por qué no están aquí?", preguntó ella, aún sonrosada por las dulces palabras de su marido. Echó un vistazo a su alrededor, en un intento por ocultar la vergüenza que sentía. Manuel Leng, el padre de Samuel y Natalia, ya les había hablado de Julio, pero no habían tenido tiempo para regresar a verlo sino hasta ese momento.

"Señora, el Sr. Mu llevó a Julio a la oficina con él esta mañana", respondió Lucas vacilante. Sabía que Edward todavía estaba enojado con sus padres y había elegido deliberadamente ir a la oficina en lugar de presenciarse aquí en el aeropuerto. Él creía que a veces Edward era presa de una obstinación casi infantil, justamente como ese día, en que se había estado comportando de una manera bastante inmadura.

"Oh, entonces no vinieron". El bello rostro de Cynthia se volvió sombrío. Ella adivinó de inmediato que Edward aún no los había perdonado. No se habían visto en muchos años, pero seguía sin querer verlos. Cynthia pensó que debían haberlo lastimado profundamente.

"¡Puff! Vamos. Sólo ignóralo. ¿Así que no quiere vernos? Entonces no iremos a nuestra casa, y en vez de eso iremos a su villa. ¡Veremos cuánto tiempo puede evitarnos!", dijo enojado Jonathan Mu. '¿Cómo se atreve a hacer que mi mujer se entristezca? Mocoso, espérate y verás. Te daré una lección que nunca olvidarás'.

Free toDescargar Manobook
(← Keyboard shortcut) Previous Contenidos (Keyboard shortcut →)
 Novels To Read Online Free

Escanea el código para descargar la aplicación Manobook.

Back to Top