MoboReader> Romances > La Frialdad de Rocío

   Capítulo 418 La cirugía fue un éxito (Segunda parte)

La Frialdad de Rocío By Di Sheng You Yang Palabras: 5354

Updated: 2019-07-06 00:12


"Tía Cynthia, esa es mi labor. No es necesario dar las gracias". Le respondió Pol mirando a Jonathan y se sintió tranquilo al ver que no estaba enojado.

Los demás lo siguieron hasta la UCI para ver a Edward desde afuera. Mientras miraban por la ventana, Rocío se sintió ansiosa, y se le aceleró el corazón, pues apenas podía ver la cara de Edward con la máscara de oxígeno, este tenía un montón de equipos médicos a su alrededor, cosa que ella jamás había visto. Rocío se quedó mirando su pecho, pero por la cobija que tenía encima, tampoco logró ver su cuerpo.

En esos momentos, deseaba tanto acariciarle la cara y decirle que nunca, nunca dudaría de su amor, quería decirle que un mundo sin él era pura oscuridad para ella, que nunca más ocultaría su amor, y que cada día le diría cuánto lo adoraba... En realidad tenía mucho que decirle, pero no sabía por dónde empezar, sus pensamientos estaban amontonados y desordenados.

Los demás no habían visto la horrible escena de Edward cubierto de sangre, pero tan solo la visión de él acostado convaleciente en la cama fue suficiente para destrozar sus corazones; estaban tan acostumbrados al Edward vivaz y arrogante, que ese repentino cambio los tomó por sorpresa. 'Tal vez debería cambiar la forma en que me llevo con él, porque somos padre e hijo, no enemigos', pensó Jonathan para sí mismo.

"Tío Pol, ¿papá está dormido ahora?". Los ojos de Julio se pusieron rojos, al ver a Edward rodeado con todo tipo de equipos médicos. El pequeño se había quedado dormido, pero se despertó tan pronto como escuchó las voces. Quería tocar a su papá, sin e

a comprendía.

"De acuerdo, conduce con cuidado". Rocío intentó esbozar una sonrisa, pero le fue imposible

"¿Estás bien?", preguntó Kevin; era la primera vez que había hablado con Rocío desde que llegó al hospital, sin embargo no quería molestarla ya que se encontraba perturbada y ansiosa. Así que solo permaneció en silencio, pero no le quitaba los ojos ni por un segundo.

"Kevin, estoy bien, ¿cómo van las cosas con esos criminales?". Cuando estaba extremadamente vulnerable, Rocío dejaba de lado su decoro superior-subordinado, no era el Mayor General en ese momento, simplemente Kevin para ella, y lo trataba solo como un hermano mayor, era un viejo hábito.

"Hemos encerrado a todos los pandilleros en prisión, la policía ha ido para recoger pruebas, así que no tienes que preocuparte por eso. Cuídate. Edward te necesita". Todo este tiempo, Kevin se había resistido a la tentación de tenerla entre sus brazos. Porque se había dado cuenta de que no importaba cuán vulnerable era Rocío, él nunca sería a quien ella recurriría, ese siempre sería Edward.

Free toDescargar Manobook
(← Keyboard shortcut) Previous Contenidos (Keyboard shortcut →)
 Novels To Read Online Free

Escanea el código para descargar la aplicación Manobook.

Back to Top