MoboReader> Romances > La Frialdad de Rocío

   Capítulo 503 Quedando en ridículo (Segunda parte)

La Frialdad de Rocío By Di Sheng You Yang Palabras: 5962

Updated: 2019-07-23 00:12


"No, no conozco a ningún Du", dijo Yasmina. ¿Había regresado Paul al país? ¿Por qué no estaba al tanto? ¡Ay, Dios! ¿Cómo podría él venderle el collar a Edward? ¡Qué demonios! ¿Lo recordó Rocío? Si lo reconociera, podría investigarlo y eso causaría muchos problemas. Yasmina odiaba a Paul por no cumplir su promesa. Le había prometido que nunca volvería al país, pero ¿por qué rompió su palabra? ¿No temía que la gente descubriera lo que le había hecho a la madre de Rocío?

"¡Ah, no lo conoces! Por su reacción, pensé que lo conocías". Edward no la desenmascaró, pues hoy había decidido esperarla en el restaurante, solo para ver su reacción. Claramente, no esperaba que ella lo admitiera tan fácilmente, pero como ya había conseguido lo que quería, no quiso perder más tiempo.

"¿Te estás burlando de mí? ¿Cómo podría saber algo de un hombre de mediana edad llamado Du? Disculpe, pero no podremos quedarnos más tiempo. Clara, ¡vamos!".

Yasmina se levantó tan pronto como terminó de hablar, tenía que confirmar lo antes posible que no fue su primo el que le vendió el collar a Edward. ¿Había vuelto Paul Du? ¿O Edward hablaba de otro Du que tenía el mismo collar? ¡Era imposible!, este tipo de coincidencia era una entre un millón. Yasmina se puso cada vez más nerviosa ante la idea.

"Pero, ¿no vamos a comer algo? ¿Por qué no podemos quedarnos un poco más? No tenemos nada que hacer ahora", dijo Clara, mientras fruncía el ceño. Ella no quería irse con su madre tan pronto, ya que estaba obstinada mirando a Edward con sus ansiosos ojos. No tenía muchas oportunidades de verlo y ahora que finalmente se encontró con él aquí, no quería irse.

"¡Solo haz lo que te digo y ven conmigo! No te quedarás aquí, no morirás de hambre por no comer esta vez", dijo Yasmina, quien se sent

ro no pudo evitarlo en ese momento. Si no hubiera estado nerviosa por las palabras de Edward hacía unos momentos, no la habría abofeteado.

"No inventes una excusa aceptable para tu egoísmo, así es como quieres vivir. Sólo estoy siguiendo tu ejemplo. Después de todo, de tal palo tal astilla. Si no te hubieras divorciado de mi padre e insistieras en casarte con Leo Ouyang, ¡no sería una hijastra! ¡Y tampoco me convertiría en una persona tan egoísta! Además, Edward no es desdeñoso conmigo, él tiene la misma actitud hacia todas las mujeres".

Antes de la bofetada que recibió Clara, ya se había sentido inferior debido a su miserable experiencia y ahora, su madre estaba frotando sal en sus heridas. Por eso su tono se puso cada vez más agitado. Gritó tan fuerte que cada persona que pasaba la miraba con una extraña expresión en la cara, pero a ella no le importaba. Ignoraba cómo sus palabras podrían lastimar a su madre.

"¿Entonces estás diciendo que te hice algo malo? ¿Crees que quería llevarte conmigo a la familia Ouyang?", preguntó Yasmina, a quien le temblaban los labios mientras hablaba. No quiso decir lo que dijo, pero se enojó tanto con Clara que habló sin pensar.

Free toDescargar Manobook
(← Keyboard shortcut) Previous Contenidos (Keyboard shortcut →)
 Novels To Read Online Free

Escanea el código para descargar la aplicación Manobook.

Back to Top