MoboReader> Romances > La Frialdad de Rocío

   Capítulo 1007 Probablemente nunca estaré bien (Tercera parte)

La Frialdad de Rocío By Di Sheng You Yang Palabras: 5730

Updated: 2019-10-14 01:44


Al ver la gran mano de Kevin acercándose a la de ella, Natalia pensó primero en ignorarla, pero después de algunas dudas, finalmente cedió y deslizó su mano entre las suyas, dejándose llevar.

"¿Le preguntaste a mamá qué sabor les gusta? Además, ¿cuántas personas estarán presentes en la fiesta?", preguntó ella tan pronto como salió del auto. Sabía que él no se había informado, porque ella estaba a su lado cuando él hizo la llamada.

"Oh, no. Olvidé preguntar eso. ¿Qué tal si compramos un pastel de cualquier sabor popular? Y sobre el tamaño, creo que los invitados serían algunos parientes y los viejos compañeros del ejército de mi padre, así que es fácil de calcular", analizó Kevin después de pensarlo por un momento.

"Está bien, entiendo. Creo que Haagen-Dazs es la mejor opción. Es bueno tanto en sabor como en estilo", discutieron mientras caminaban hacia la pastelería. Entonces una brisa fría sopló y alborotó el cabello rizado de Natalia, el cual se agitó en el aire, barriendo la cara y el hombro de Kevin.

"Tú decides. No sé mucho sobre pasteles". Kevin se tocó la frente ligeramente, sintiéndose avergonzado. Era solo en esos momentos, cuando se comportaba de manera tan simple y honesta, que Natalia podía asociarlo con su imagen de soldado. La mayoría de las veces, era astuto y travieso con ella. Era igual que Edward en ese aspecto, de apariencia inofensiva, pero en realidad era un tipo astuto y furtivo en el fondo.

Ella no esperaba esa respuesta, así que se quedó sorprendida, sin embargo, por fuera mantuvo la calma y entró en la tienda.

Ella tampoco era una gourmet, por lo que tampoco sabía mucho sobre pasteles, y también era raro que los comiera, ya que estaba a dieta. Temí

El tono de Kevin era exactamente igual al de su padre. Ambos eran dominantes y sus palabras eran irrefutables.

"Yo no dije eso. Eso es lo que tú piensas", se rio Natalia. Se decía que a veces los hombres actuaban como bribones, y acababa de comprobar que era cierto. El hombre frente a ella pertenecía a esa categoría de hombre.

"¡Natalia, dímelo de una vez por todas! ¿Qué te hizo evitarme toda la mañana?". Kevin aprovechó que Claire no estaba con ellos para preguntarle sobre eso.

"¿Y por qué crees que te estoy evitando? Te haces demasiadas ideas". Ella pareció mostrarse evasiva ante esa interrogante. Cada vez que mentía sobre algo, evitaba mirar a los ojos a las personas.

"Incluso si yo te creyera, ni tú misma te creerías eso". Kevin la miró juguetonamente, pues sabía que ella le estaba ocultando algo.

"Dije que no, no te estaba evitando. Y si realmente lo crees, no puedo hacer nada al respecto. Creo que lo he dejado muy claro". Ella entrecerró los ojos hacia él y caminó furtivamente en dirección del estacionamiento. Estuvo a punto de tropezar, pues se sintió preocupada porque él parecía haberle leído la mente.

Free toDescargar Manobook
(← Keyboard shortcut) Previous Contenidos (Keyboard shortcut →)
 Novels To Read Online Free

Escanea el código para descargar la aplicación Manobook.

Back to Top